(Reuters/Captura de pantalla)
(Reuters/Captura de pantalla)

La policía abatió a un hombre de 49 años sospechoso de disparar a siete personas el domingo durante una fiesta de cumpleaños en la piscina de un complejo de apartamentos cerca de la Universidad de California, San Diego, dijeron las autoridades.

Los agentes recibieron reportes de un hombre que disparaba a personas que se estaban dando un baño en la piscina alrededor de las 18:00 horas, explicó Shelley Zimmerman, jefa del departamento de policía de San Diego, en una conferencia de prensa.

Cuatro mujeres y dos hombres afroestadounidenses y uno hispano fueron trasladados a hospitales con heridas de bala, agregó. Una de las mujeres falleció más tarde.

Varias de las víctimas estaban siendo operadas el domingo por la noche y otras seguían en estado crítico, apuntó Zimmerman.

Un hombre ingresó en un hospital tras romperse un brazo cuando intentaba huir.

"Esto que ocurrió aquí hoy es un acto de violencia verdaderamente horrible", dijo el alcalde de San Diego, Kevin Faulconer, en una rueda de prensa. "Toda nuestra ciudad, todos nuestros pensamientos y oraciones, todos los pensamientos y oraciones de la gente de San Diego, están esta noche con las víctimas y sus familias".

Un helicóptero de la policía fue el primero en llegar al lugar de los hechos y el piloto dijo que había varias víctimas y que el sospechoso, Peter Selis, seguía en la zona de la piscina y parecía estar cargando de nuevo su arma.

El complejo La Jolia, donde ocurrió el tiroteo
El complejo La Jolia, donde ocurrió el tiroteo

Tres agentes sobre el terreno dispararon al sospechoso después de que éste apuntase un arma de gran calibre hacia ellos, explicó Zimmerman.

La policía cree que Selis vivía en el complejo de apartamentos pero todavía no se conoce el motivo de la balacera.

Se cree que uno de los asistentes a la fiesta vivía en el mismo edificio, agregó Zimmerman.

La policía está investigando lo sucedido.

(Con información de AP)