¿Se muda la final de Champions? Inglaterra presiona para que Manchester City-Chelsea no se juegue en Turquía

Toda persona que regrese de Estambul deberá aislarse por 10 días. Con el inicio de la Eurocopa a la vuelta de la esquina, los clubes ingleses y las selecciones presionan para cambiar la sede

Los tres estadios que fueron ofrecidos por la Football Association a la UEFA para la final de la Champions: Tottenham, Arsenal y Newcastle
Los tres estadios que fueron ofrecidos por la Football Association a la UEFA para la final de la Champions: Tottenham, Arsenal y Newcastle

Como todos los años, la UEFA selecciona una sede para que albergue la final única de la Champions League. Esta vez el turno fue para Turquía, con uno de sus estadios ubicados en Estambul: el Olímpico de Ataturk. Pero en el contexto desfavorable que existe a nivel mundial con el coronavirus, sumado a que los finalistas son dos equipos de Inglaterra, desde Gran Bretaña presionan cada vez más para mover el partido a sus tierras.

Cuando comenzaron a aparecer las distintas versiones, la UEFA bajó la persiana sin dudarlo afirmando que el encuentro se disputaría en Estambul. Pero la cuarentena total que rige en dicho país hasta el 17 de mayo y una nueva medida del gobierno británico podrían dar vuelta el asunto. El ministro de transporte, Grant Shapps, agregó a Turquía a la lista roja de destinos y cada viajero que regrese de ahí deberá aislarse por 10 días.

Dicho esto, la final tiene fecha para el 29 de mayo y luego del confinamiento, los futbolistas del Manchester City y Chelsea podrían salir a la calle el 9 de junio. ¿Cuál es el problema? El 10/6 arranca la Eurocopa 2021 y dentro de los planteles de los cuadros ingleses hay una gran cantidad de deportistas que dirán presente en la máxima competencia del Viejo Continente.

El estadio Olímpico de Ataturk es el designado por la UEFA para recibir la final de la Champions League (Foto: REUTERS)
El estadio Olímpico de Ataturk es el designado por la UEFA para recibir la final de la Champions League (Foto: REUTERS)

Además, cada fanático que viaje deberá abonar 2.000 libras esterlinas al regresar a Inglaterra. En Gran Bretaña temen que la final termine siendo una bomba biológica que dispare nuevamente las cifras de casos de coronavirus en el país luego del buen trabajo realizado y de estar rumbo a liberar poco a poco todas las restricciones impuestas para contener el avance del virus que azotó a todo el planeta.

El primer paso que intentará dar la UEFA para defender su sede será que todos los jugadores que regresen de Estambul no deban realizar el aislamiento y así poder practicar con su país sin perder días. Pero en caso de una negativa por parte del gobierno británico, Londres comienza a tomar fuerza como una posible sede para la final de la Champions League.

“Sería brillante poder albergar el partido si podemos. Quiero ayudar a los fanáticos para que puedan ver a su equipo en acción. Con dos clubes ingleses en la final, sería una lástima que los hinchas no puedan ir”, declaró el primer ministro Boris Johnson al medio The Sun. Con el estadio de Wembley inhabilitado ya que será sede de la Eurocopa y el del Aston Villa sin cumplir el reglamento de la UEFA, la cancha del Arsenal, Tottenham o Newcastle comienzan a tomar protagonismo.

Grant Shapps, ministro de transporte británico, agregó a Turquía a la lista roja de destinos (Foto: REUTERS)
Grant Shapps, ministro de transporte británico, agregó a Turquía a la lista roja de destinos (Foto: REUTERS)

La palabra final la tendría el órgano que regula el fútbol en Europa. Aunque la prioridad siempre será defender a Estambul, el contexto y las medidas de los gobiernos no favorecen al ambiente y la realización del partido. Tanto Chelsea como Manchester City esperan pacientemente una decisión para saber adónde se disputará la final que marcará la historia de uno de ellos.

SEGUIR LEYENDO: