(Foto: )
(Foto: )

La policía local del cantón de Valais informó que alrededor de 11 personas fueron arrastradas y quedaron atrapadas en una avalancha de nieve en una estación de esquí llamada Crans-Montana, al sur de Suiza, mientras se encontraban esquiando. Las autoridades policiales reportaron que estas personas se encuentran en calidad de desaparecidas y en este momento se encuentran en el lugar realizando el rescate.

"Entre 10 y 12 personas son las que están atrapadas. Estamos en estado de 'shock' y esperamos una salid positiva para estas personas", declaró el encargado de la estación Nicolas Féraud para el diario local  Le Nouvelliste.

El incidente se dio a primeras horas de la tarde de este martes en la parte baja de la pista donde el alud cubrió entre 300 y 400 metros de longitud. Además de efectivos policiales, también hay en el lugar helicópteros y equipos de rescate que colaboran con el plan de emergencia.

(Foto: Reuters)
(Foto: Reuters)

Una persona que presenció el accidente detalló que cuatro víctimas ya habían sido rescatadas, aunque se desconoce su estado de salud. Por su parte, no se sabe en qué condiciones se encuentran los familiares de las personas que continúan atrapadas bajo la nieve.

En un comunicado por separado, el departamento de comunicación de Crans-Montana explicó que se produjo una avalancha "en la pista Kandahar, en el lugar conocido como 'Passage du Major'", y que "la alarma fue dada a las 14 horas tiempo de Valais por un patrullero". "Hasta el momento, las autoridades de Crans-Montana todavía no pueden confirmar si hay eventuales víctimas", decía el comunicado.

La estación Crans-Montana tenía una un riesgo de avalancha de 2 en una escala del 1 al 5. Las avalanchas es una estación de esquí son poco comunes porque suelen producirse en zonas fuera de sus límites. Hasta el momento se desconoce si las autoridades advirtieron a los usuarios sobre el peligro del alud. También no se sabe si este establecimiento contaba con todos los permisos para operar de forma regulada.

La Plaine-Morte, a casi 3,000 metros de altura, es el sector para hacer esquí más alto de esta estación, y probablemente muy frecuentado esta semana porque los niños están de vacaciones escolares de invierno.

Se tiene previsto la realización de la Copa del Mundo femenil de esquí en Crans-Montana para el próximo fin de semana, aunque aún no se han informado nada sobre una posible cancelación del evento.