Abierto de Australia: polémico pelotazo de Stan Wawrinka a la entrepierna de su rival en un momento clave del partido

En pleno desarrollo del quinto set, el suizo quiso asegurar el punto con un potente tiro que terminó en los genitales de Martin Klizan. Jugaban el quinto set y estaban 4-4

El número 4 del ranking mundial de la ATP, Stan Wawrinka, quiso ganar  el tanto con un fuerte remate, que terminó golpeando los testículos de su rival, Martin Klizan.

Ambos se enfrentaron por la primera ronda del Abierto de Australia y, en poco más de tres horas, el suizo se quedó con la victoria. Su próximo rival será el estadounidense Steve Johnson.

Wawrinka accedió a la segunda ronda del Abierto de Australia
Wawrinka accedió a la segunda ronda del Abierto de Australia

El polémico episodio ocurrió durante el quinto set. El eslovaco fue a buscar el punto a la red, pero no pudo devolver el tiro como lo esperaba y dejó al suizo en una posición muy favorable para resolverlo.

El tenista de 31 años tuvo mucho tiempo para elegir cómo asegurar el tiro y optó por la forma menos pensada: al cuerpo del rival, que ya había bajado la raqueta dando el punto por perdido.

El gesto de dolor del eslovaco después de recibir el golpe (Reuters)
El gesto de dolor del eslovaco después de recibir el golpe (Reuters)

Después de recibir el potente disparo, Martin Klizan se inclinó en un evidente gesto de dolor. Al ver lo que había hecho, el campeón del Australia en 2014 saltó la red y le pidió disculpas.

Stan Wawrinka se quedó con el game y, posteriormente, con el set, logrando acceder a la próxima ronda del torneo. En 3 horas y 24 minutos venció por 4-6, 6-4 ,7-5, 4-6 y 6-4 al número 43 del ranking ATP.

El suizo se disculpó por el tiro (AFP)
El suizo se disculpó por el tiro (AFP)

Ahora el suizo deberá enfrentar en segunda ronda a Steve Johnson, que viene de ganar ante el argentino Federico Delbonis en tres sets: 6-3, 6-4 y 6-4.

 

LEA MÁS:

"Dancing with myself": la sensual coreografía de Serena Williams que estalla en Instagram

La dura caída de Novak Djokovic que preocupó a Andy Murray