El vergonzoso fallo de un portero al querer demostrar sus dotes con los pies

El Manchester United goleó por 4-0 al Reading. Uno de los goles que recibió el equipo de segunda división fue exclusivamente culpa del portero omaní

Ali Al Habsi, portero del Reading Football Club, cometió un grosero error que desencadenó en el cuarto tanto del Manchester United tras querer jugar la pelota con los pies.

El joven delantero Marcus Rashford aprovechó el fallo para marcar el segundo tanto personal y sellar la victoria del conjunto de José Mourinho en la tercera ronda de la FA Cup.

El arquero no pudo resolver la jugada y terminó en gol del rival (Reuters)
El arquero no pudo resolver la jugada y terminó en gol del rival (Reuters)

Faltaban 12 minutos para el final, de un partido que ya estaba liquidado, cuando el veterano portero le otorgó el último gol del encuentro al inglés de 19 años.

La presión que ejerció el delantero de los "Red Devils" obligó al defensor a jugar con su arquero. A pesar de las indicaciones que le dio su compañero para que abra la cancha, Ali Al Habsi quiso tomarse un poco más de tiempo.

Además de errarle al balón, el futbolista contrario estuvo atento, no perdonó y terminó anotando su segundo gol personal.

El joven inglés convirtió el cuarto gol del Manchester United (Reuters)
El joven inglés convirtió el cuarto gol del Manchester United (Reuters)

El fallo del jugador de 35 años quedará en el recuerdo, no sólo por esa jugada sino también por ser el partido en donde Wayne Rooney alcanzó a Sir Bobby Charlton como máximo goleador histórico del Manchester United.

 

LEA MÁS:
El gesto de un ex jugador del Manchester City con Wayne Rooney desató la furia en Twitter

TE PUEDE INTERESAR