Brasil creará una agencia para modernizar los museos tras el devastador incendio en Río de Janeiro

Entre sus objetivos se encuentra la implantación de medidas de seguridad y la protección de acervos a través de la conservación, reforma y reconstrucción de las instalaciones
Museo Nacional de Brasil

El Gobierno brasileño anunció medidas para modernizar los museos del país y estimular las donaciones privadas, después de que un incendio convirtiera en cenizas la mayor parte de la colección del Museo Nacional de Río de Janeiro, el más antiguo del país.

El Ejecutivo informó que creará la Agencia Brasileña de Museos (Abram), una institución sin ánimo de lucro que tendrá como objetivo el desarrollo del sector mediante el perfeccionamiento de los modelos de gestión y gobernanza, informó en un comunicado.

La Abram, que substituirá el Instituto Brasileño de Museos, será la responsable de la reconstrucción del Museo Nacional de Río de Janeiro, una institución de más de 200 años de historia y cuyo acervo constituido por unas 20 millones de piezas fue prácticamente consumido por las llamas.

El museo, construido por decisión del rey Juan VI de Portugal e inaugurado el 6 de junio de 1818, fue el escenario escogido por la princesa Leopoldina, mujer del emperador Pedro I, para firmar la declaración de independencia de Brasil en 1822 y también acogió la primera Asamblea Constituyente tras el fin del imperio.

El Museo Nacional de Brasil había sido el palacio de la familia real portuguesa (AFP PHOTO / Mauro Pimentel)

En su acervo figuraban valiosos documentos y piezas únicas, como el esqueleto de Luzia, los restos humanos más antiguos descubiertos en Suramérica, que databan de hace unos 12.000 años y cuyo destino hasta ahora se ignora.

La agencia, de acuerdo con el comunicado, ejecutará programas y acciones que permitan la preservación de los museos y velará por el aumento de la captación de recursos públicos y privados mediante la asociación con entidades nacionales e internacionales.

La agencia administrará inicialmente el Museo de la Abolición, el Museo Imperial y el Museo Nacional de Bellas Artes, aunque podrá gestionar también otras instituciones mediante contratos de gestión en los que se establecerán metas, indicadores de productividad y políticas anticorrupción.

Otra de las medidas anunciadas por el Gobierno es el establecimiento de un marco regulador para la captación de recursos privados, el cual prevé la creación de Fondos Patrimoniales que podrán ayudar a instituciones vinculadas con educación, ciencia, tecnología, innovación, cultura y salud, entre otros.

Esos fondos, de acuerdo con el Gobierno, recaudarán, gestionarán y destinarán las donaciones de personas físicas y jurídicas a programas y proyectos de interés público.

Con información de EFE

MÁS SOBRE ESTE TEMA:

Últimas noticias

Mas Noticias