“El aumento del pie de fuerza en Arauca no soluciona la violencia”: Indepaz

Las comunidades de los municipios de Arauca, Arauquita, Tame, Fortul, Saravena, se manifiestan a favor de la paz y con propuestas, piden el cese de hostilidades

Con pancartas y vestidos de blanco, habitantes de Arauca piden parar violencia armada que ya deja 27 muertos.
Con pancartas y vestidos de blanco, habitantes de Arauca piden parar violencia armada que ya deja 27 muertos.

Desde que empezó el año, Arauca vive una situación de violencia que recuerda los peores años de la guerra. Más de 27 personas asesinadas y otras 700 desplazadas son el resultado de los continuos enfrentamientos entre las disidencias armadas de las extintas FARC, el ELN y Ejército Nacional en el territorio.

Una de las últimas acciones del Gobierno nacional fue el aumento del pie de fuerza en esta región del país. “Quiero destacar que estaremos fortaleciendo la inteligencia y contrainteligencia en el departamento de Arauca. Estaremos haciendo un seguimiento a todos los puntos en donde sabemos que los grupos armados ilegales están cruzando la frontera y están cometiendo crímenes en Venezuela y crímenes en Colombia y pretenden mimetizarse en esos cruces fronterizos”, enfatizó el presidente Duque el pasado 3 de enero.

A pesar de esta medida, de los consejos de seguridad en la región por parte del mandatario y de otros anuncios del ministro Diego Molano, la situación no se calma y la cifras de muertes aumentan con los días.

La ONG Indepaz, que hace un seguimiento a la situación de líderes sociales en Colombia, se pronunció ante esta medida a través de su director, Camilo González, quien afirmó que, “el problema es de fondo, las soluciones no deben plantearse en las recompensas ni el aumento de pie de fuerza, se trata de trabajar con la gente y bajar las tensiones en las zonas de frontera.”

La militarización es un hecho desde hace tiempo. Pero mientras en un municipio está el presidente realizando un consejo de seguridad, en las veredas aledañas hay patrullas de los grupos armados imponiendo su orden”, concluyó.

Esa militarización consiste en la llegada de dos dos batallones del Ejército al departamento de Arauca con el objetivo de atender los problemas de orden público. Según el ministro Diego Molano, los dos batallones y el refuerzo militar tiene directrices que señalan: fortalecer pie de fuerza con 600 soldados, aumentar recompensas contra cabecillas de los grupos armados que actúan en la zona. Mantener 300 soldados en vías y carreteras.

En contexto: Llegaron a Arauca más de 600 soldados para reforzar la seguridad

Las comunidades y diversas organizaciones del nororiente de Colombia han salido a marchar pidiendo el cese de hostilidades entre los actores armados y también han formulado propuestas para la transformación del conflicto en la zona. Entre ellas solicitan: Urgente atención humanitaria a las familias que han sido victimizadas con asesinatos, desapariciones y reclutamientos forzados.

Atención a desplazados y confinados en veredas de los municipios afectados (Arauca, Arauquita, Tame, Fortul, Saravena). Corredores humanitarios en zonas bloqueadas por presencia de grupos armados.

Además, la exigencia al Gobierno colombiano y al de Estados Unidos de acogerse a las propuestas de solución diplomática y pacífica a las diferencias con Venezuela, acogiendo la determinación de Naciones Unidas sobre Maduro.

Otra de los propuestas de las comunidades de Arauca, Arauquita, Tame, Fortul, Saravena, son la desmilitarización de la frontera y suspensión de cualquier operación de guerra encubierta, de apoyo a grupos armados o comandos mercenarios; prohibición de incursiones en caliente y de acciones contrarias al estricto respeto a la soberanía nacional de cada uno de los países.

Algunas cifras que demuestran el horror que se vive en la zona

Según la Fiscalía General de la Nación se han asesinado 27 personas de los cuales, dos son mujeres, dos menores de edad y cuatro ciudadanos venezolanos. Por el lado de la Defensoría reporta el desplazamiento de 57 familias.

Mientras que el municipio de Tame reporta 50 personas desaparecidas y un total de 2.000 personas en estado de alto riesgo para un desplazamiento inminente.

SEGUIR LEYENDO:

TE PUEDE INTERESAR