Críticas a Vargas Lleras por usar video antiguo para desprestigiar las protestas del paro nacional

Las imágenes datan de 2019, cuando un grupo de jóvenes se enfrentó a soldados del Ejército Nacional.

El ex candidato presidencial y el partido Cambio Radical se mostraron en desacuerdo con la ‘Ley de Solidaridad Sostenible’. Foto: Colprensa
El ex candidato presidencial y el partido Cambio Radical se mostraron en desacuerdo con la ‘Ley de Solidaridad Sostenible’. Foto: Colprensa

Este 11 de mayo, el exvicepresidente Germán Vargas Lleras ha sido blanco de críticas por publicar, en su cuenta de Twitter un video viejo donde un hombre le tira piedras a un soldado del Ejército Nacional.

El excandidato a la presidencia escribió “¿Cómo permitirlo? ¿Cómo justificarlo?” dando a entender que es una imagen reciente del paro nacional, algo que es claramente falso.

Cientos de usuarios han ido a la cuenta de Lleras para recordarle que se trata de un video de 2019 y los hechos ocurrieron en La Lizama, Santander.

El caso ocurrió en ese municipio santandereano cuando un grupo de jóvenes se pelearon con integrantes del Ejército y luego ingresaron a una instalación militar.

En su momento, RCN Radio recogió el testimonio de Carlos Moreno, líder comunal del corregimiento La Fortuna, quien dijo que los jóvenes se cansaron de los constantes abusos y requisas que hacían los uniformados.

“Consideramos que la fuerza pública está para proteger la vida de la comunidad. Al parecer, los uniformados habían hecho unas requisas, lo que generó malestar en la comunidad y ahí se desató la discusión”, aseguró.

El entonces general Óscar Rey, comandante de la Quinta Brigada, dijo en su momento que aún no se sabe por qué los jóvenes atacaron al soldado y que la presencia de civiles no está permitida en espacios militares.

Uno de los uniformados, que se encontraba en el sitio, al verse atacado disparó contra una de las personas, generando una herida.

El joven que se ve en el video compartido por Vargas Lleras es Rafael Caro de 16 años, quien murió luego de recibir el disparo en esa base del Ejército. En su momento, el abogado de la víctima, Diego Lozano, habló con diferentes medios de comunicación y dijo que en el actuar de los militares jamás hubo “legítima defensa”, sino un uso “desproporcionado” de la fuerza. Debido a esto, la familia de Caro decidió demandar a la nación y al Ejército por los hechos ocurridos ese día.

Contemplamos demandar a la nación y al Ejército Nacional porque consideramos que con este muchacho [Caro] pudieron haber hecho otra cosa, por ejemplo, persuadirlo o controlarlo, pero lo que se vio es como, prácticamente con un francotirador, se le hicieron varios disparos en su humanidad a larga distancia.

El jurista manifestó, de acuerdo con la emisora, que se buscaría que se indemnice a los padres del menor, que falleció luego de intentar ingresar a la guarnición militar y ser recibido con una ráfaga de disparos.

En su momento, Medicina Legal informó que el cuerpo de Caro había recibido una herida en la arteria aorta, producto de una esquirla del disparo. Según el ministro de Defensa de ese momento, Guillermo Botero, el militar “disparó contra el piso y no la personas, pero el proyectil, pero en el rebote del proyectil fue herida la persona que posteriormente falleció”. El entonces fiscal encargado, Fabio Espitia dijo que el proyectil “iba no dirigido contra esta persona (…) En principio, la hipótesis apuntaría a un homicidio culposo”.

El caso ha quedado en el olvido mediático, pero lo último que se supo es que la familia esperaba recibir una indemnización que podría ascender a los 100 salarios mínimos legales vigentes para cada padre y a 50 para cada uno de los siete hermanos maternos de Rafael. Pero esta petición se hará una vez se termine el plazo para conciliar entre las partes y se dé paso a la radicación oficial de la demanda ante un juzgado en Barrancabermeja.

SEGUIR LEYENDO