Desafío The Box: Los integrantes del equipo Omega recuerdan con nostalgia a sus hijos y les envían tiernos mensajes

Después de más de un mes de competencia, los participantes manifiestan que extrañan mucho a sus seres queridos.

Madrid, Pipe y Meli, integrantes del equipo Omega. Foto: Captura video Caracol Televisión
Madrid, Pipe y Meli, integrantes del equipo Omega. Foto: Captura video Caracol Televisión

Desde el pasado 15 de marzo, los colombianos volvieron a disfrutar del ‘Desafío’ de Caracol Televisión. El reality show que se había realizado cada año, hasta el pasado 2020, cuando, al igual que otros grandes eventos y programas que solían disfrutar los ciudadanos, tuvo que ser cancelado por la pandemia del coronavirus.

Cada día los participantes que quedan en los tres equipos deben enfrentarse a duras pruebas físicas que los dejan cansados y sin beneficios, en caso de perder. Sin embargo, cuando los concursantes no están en los ‘box’ para competir están en sus casas compartiendo anécdotas y experiencias con sus compañeros y, claramente, a estas alturas de la competencia, varios ya empiezan a manifestar la falta que les hacen sus seres queridos.

En la casa rosa con amarillo, del equipo Omega, los participantes estaban hablando en el cuarto y algunos empezaron a manifestar que extrañaban mucho a sus hijos. Madrid, Meli, Acho y Pipe son los integrantes de este equipo que tienen hijos, todos al parecer menores de edad, y coincidieron en que el tiempo que han pasado lejos de ellos por la competencia ya los está afectando.

La primera en hablar del tema fue Madrid, quien confesó a sus compañeros que algo muy extraño le estaba pasando. “A veces no recuerdo la cara de mi hijo y es muy raro para mí, a veces cierro los ojos y se me vienen imágenes, pero de él cuando era bebé o más pequeño, no de la actualidad”. Cabe recordar que la paisa de 28 años, una de las más bellas del programa según los internautas, tiene un hijo de 11 años.

Pipe coincidió con Madrid y dijo que le estaba pasando lo mismo con su hijo Matías, “a veces no recuerdo bien la cara de él”. Por su parte, Meli también confesó que le pasa lo mismo con su hijo Emiliano, de 7 años, y ella agregó que “creo que nos pasa porque nosotros acá no tenemos la posibilidad de verlos ni en fotos”.

Además, la vallecaucana Meli recordó que el día que se despidió de su hijo para ir rumbo a la ‘Ciudad de las cajas’ en la competencia “él lloró, porque creía que yo no iba a volver a la casa, pero yo creo que apenas me vea en televisión se va a poner súper feliz”. Los demás integrantes del equipo empezaron a decirles a los padres que seguramente sus hijos los veían muy emocionados en cada competencia.

Pipe recordó que su hijo suele retroceder sus escenas favoritas de las películas, “entonces me lo imagino repitiéndose todo en lo que salga yo para volver a ver todo lo que hago, él es así”.

Los otros participantes le preguntaron a Madrid qué mensaje le enviaría a su hijo que la estaba viendo desde la casa; sin embargo la paisa no puso contener las lágrimas mientras pensaba en su ‘negrito’, razón por la que se tapó la cara y dijo que después daba sus palabras. Entonces, Pipe señaló que recordar a sus hijos es un tema muy sensible, pero apuntó a decir que “él sabe que yo estoy aquí por él, a los niños les gusta mucho ver a los papás triunfando”.

Por su parte, Meli tomó la palabra y dijo que el mensaje que le daría a su pequeño Emiliano es que “no se rinda, que siempre tiene que luchar por sus sueños y los que quiere. Que lo amo con todo mi corazón y que es mi inspiración”.

Acho también aprovechó para recordar a su hijo Ángel Andrés, de 10 años, a quien, según el perfil que hizo Caracol Televisión del jugador, solo puede ver una vez al año. “Mi hijo es todo para mí y antes de venir yo fui a despedirme de él, fui a Florencia porque le quería dar una sorpresa. Llegué y toqué la puerta, él se quedó mirándome fijamente, cuando me quité el tapabocas se me lanzó encima gritando ‘papá'. Ahí le conté que me iba para el Desafío y se puso muy feliz”, recordó el amazónico sobre la última vez que vio a su hijo.

SEGUIR LEYENDO: