Ciudadano francés capturado en El Dorado estaría relacionado con una “vendetta” de la mafia europea

Tarek M’ Naouar era buscado por Interpol en 194 países tras haber sido condenado por secuestro y homicidio. De acuerdo con su expediente, secuestró, torturó, asesinó e incineró a un hombre que fue encontrado en el maletero de un automóvil en Bélgica.

El expediente investigativo que recae sobre el ahora capturado especifica que habría secuestrado y asesinado a un ciudadano francés cuyo cuerpo sería encontrado tiempo después en Bélgica.
El expediente investigativo que recae sobre el ahora capturado especifica que habría secuestrado y asesinado a un ciudadano francés cuyo cuerpo sería encontrado tiempo después en Bélgica.

Luego de una labor conjunta entre la Fiscalía General de la Nación, la Policía Nacional y Migración Colombia, se capturó, en la mañana de este 14 de enero, a Tarek M’ Naouar, un ciudadano francés que tenía a su nombre una circular roja de la INTERPOL para ser capturado inmediatamente en caso de ser identificado en cualquiera de los 194 países que abarca esa organización internacional.

“Tras de varios meses de investigación, la Delegada contra la Criminalidad Organizada, en el marco del acuerdo de cooperación entre la Fiscalía General de la Nación y la Agencia U.S. Marshals del Departamento de Justicia de Estados Unidos de América, ubicó al ciudadano francés Tarek M’ Naouar, requerido mediante notificación roja de Interpol por un caso de secuestro y homicidio en Pantin, Francia”, reportó el director de Asuntos Internacionales Fiscalía General de la Nación, Alejandro Jiménez.

La notificación urgente sobre la captura de Naouar tendría que ver con que, el ciudadano francés, estaría involucrado en crímenes que abarcan un caso de homicidio y de secuestro en Pantin, una localidad de la región Isla de Francia, en Sena-Saint Denis, Francia.

Tarek M’ Naouar fue detenido en Bogotá, tras llegar de un viaje desde Cartagena con un documento de identificación que, según el informe de la Fiscalía General de la Nación, sería falso pues, correspondería a una persona originaria de Túnez.

Según lo que se informó por parte de las autoridades competentes en el caso, el francés se encuentra en Colombia desde 2018. Naouar fue condenado por el Tribunal de Seine-Saint-Denis a una pena de 30 años por, según explica el ente acusador, cometer el delito de “arrestar, quitar, secuestrar o detener arbitrariamente según la muerte en banda organizada”.

El expediente investigativo que recae sobre el ahora capturado especifica que habría secuestrado y asesinado a un ciudadano francés cuyo cuerpo sería encontrado tiempo después en Bélgica.

El cadáver presentaba signos de tortura, y habría sido incinerado en el maletero de un vehículo, según datos del tribunal francés, en un automóvil de alta gama. El crimen del hombre habría sido, de acuerdo a las investigaciones en contra de Naouar, consecuencia de disputas entre bandas por el tráfico de drogas en la región.

Lo que le depara a Tarek M’ Naouar es esperar a que el proceso legal en su contra avance pues, con el informe de la captura por parte de la Dirección de Asuntos Internacionales de la Fiscalía General de la Nación, por conducto del Ministerio de Relaciones Exteriores, se prevé la reacción inmediata de la Embajada de Francia, quien se encargaría de adelantar los procesos para la extradición a su país de origen.