Secretario de Salud del Tolima pide prohibir la pólvora en el departamento

Para el funcionario, las quemaduras son un flagelo que no se puede permitir en medio de una pandemia, que tiene prácticamente copada la red hospitalaria.

infobae-image

El secretario de Salud del Tolima, Jorge Bolívar, anunció en la tarde del 3 de diciembre, que pasará una propuesta a la gobernación del departamento para prohibir el uso de pólvora durante la época decembrina. El anuncio fue hecho en medio de una reunión del Consejo Departamental de Gestión del Riesgo.

El principal motivo de la propuesta del funcionario tiene que ver con la falta de un pabellón para quemados al interior del territorio del departamento y el estado de alerta amarilla en el que se encuentra actualmente la red hospitalaria por cuenta del covid-19.

Preocupación que crece, informó RCN Radio, teniendo en cuenta que el año pasado Tolima ocupó el tercer puesto entre los departamentos con más quemados del país durante diciembre con un total de 81 víctimas y un fallecido, el único por dicha causa en el país en esa Navidad.

“Hoy vamos a proponer en un consejo de gestión del riesgo que se prohíba la venta de pólvora en el departamento, pues está demostrado que no se cumple con los protocolos y no podemos seguir permitiendo que por la venta de pólvora de unos pocos se ponga en riesgo la vida de otros y hasta de niños”, explicó Bolívar a Alerta Tolima.

Pero el funcionario no es el único que ha pensado en proponer la medida. De hecho, el municipio tolimense de Rovira ya prohibió la venta y uso de pólvora a través del Decreto 117, expedido por la oficina del alcalde Diego Guerra.

El burgomaestre le explicó a la emisora que “especialmente estamos haciendo un llamado de atención a los padres que sean responsables y sepan del manejo de pólvora en esta época”, agregando que el único espectáculo de este tipo que se verá en el pueblo estará controlado por las autoridades municipales y se hará una vez se hayan definido protocolos de bioseguridad.

Por su parte, Caracol Radio informó que el secretario de Gobierno de Ibagué, Carlos Portela, ya habló de adoptar medidas para regular la venta de pólvora en la capital tolimense, incluyendo la prohibición de almacenar elementos pirotécnicos en el interior de espacios domésticos.

Como complemento de lo anterior, se sabe que la policía ibaguereña contará con por lo menos 2.000 agentes encargados de garantizar la seguridad de los habitantes de la ciudad durante la época de fin de año. Entre tanto, las autoridades continúan estudiando qué otras medidas establecer para controlar el uso de la pólvora.

Vale la pena recordar que el año pasado 30 de los 47 municipios del departamento llegaron a prohibir la comercialización y el uso de la pirotecnia, a lo que se le suma la incautación por lo menos una tonelada del material. Así, es de esperar que tanto instituciones municipales como departamentales redoblen dichos esfuerzos este diciembre, sino quieren acercarse al balance del pasado.

De esta manera, Tolima sigue los pasos de Cundinamarca y Bogotá, que ya prohibieron el uso de pólvora hasta la segunda semana de enero de 2021, acción para la cual se harán 700 operativos de inspección a diferentes establecimientos comerciales y un minucioso monitoreo de aquellas personas que lleguen quemadas a las diferentes entidades de salud del territorio.

Al respecto, la Federación Nacional de Pirotécnicos (Fenalpi), expresó a El Nuevo Siglo que se suma a este tipo de medidas, con la salvedad de que no se le debería prohibir su uso a los expertos, tema que hasta ahora ningún gobernante ha abordado.

Las decisiones se están tomando en medio de un diciembre donde el país ya registra 16 quemados, según cifras del Instituto Nacional de Salud. Ocho de ellos en Antioquia, dos en el Valle del Cauca, dos en Córdoba y uno en los departamentos de Boyacá, Risaralda, Cauca y Sucre.

Lee también: Ya son 16 los quemados por pólvora en Colombia, según cifras del INS