Así podrá cambiar sus compras del día sin IVA

A pesar de los descuentos inéditos, aún aplica las leyes que rigen el estatuto del consumidor. Entérese de cuáles lo protegen.

infobae-image

El pasado sábado, 21 de noviembre, se llevó a cabo en Colombia el tercer ‘Día sin IVA’, una apuesta gubernamental para reactivar la economía, golpeada por el confinamiento para la contingencia del COVID-19.

En la pasada jornada, los colombianos salieron masivamente a comprar artículos amparados por el descuento y, a su vez, muchos evitaron aglomeraciones pidiéndolos desde sus casas, por medio de establecimientos virtuales.

Según Redeban, el país llegó a un histórico en facturación, que alcanzó casi el medio billón de pesos en transacciones. La misma entidad destacó que hubo un aumento del 43.5% en los movimientos financieros, en comparación con la primera jornada de la iniciativa.

En el momento, los colombianos tienen sus productos o están próximos a recibirlos, por medio de envíos de los establecimientos a las casas. Como es de esperar, es posible que muchos se arrepientan de las compras que hicieron, o necesiten cambiar las referencias compradas por unas distintas.

Si teme que no sea posible realizar devoluciones o cambios por compra online o por las exenciones realizadas en la jornada, la Superintendencia de Industria y comercio asegura que esto no tendrá ninguna modificación en la reglamentación que ampara a los consumidores.

“Las compras del día sin IVA no cambian nada de los derechos de los consumidores. Hay que entender que el día sin IVA no es una promoción”, afirmó Andrés Barreto, superintendente de Industria y Comercio.

Si compró en una tienda física, podrá cambiar su producto con normalidad dirigiéndose al establecimiento en donde lo compró y presentando un recibo de pago. Por otro lado, si compró en una en línea, tendrá que enviar el producto a la dirección indicada por el comercio. Después, se llegaría a un acuerdo de devolución de dinero o, en su defecto, un crédito en el mismo comercio para adquirir otro producto por el mismo valor.

En comunicados anteriores, con el fin de reglamentar el día sin IVA, la SIC sugiere evitar “la configuración de conductas que vulneren el Estatuto del Consumidor”, es decir, que vulneren cláusulas relacionadas a los tiempos de cambio y devoluciones establecidos en la ley colombiana.

La ley 1480 de 2011, el Estatuto del Consumidor, se estableció para garantizar la seguridad en calidad, idoneidad y seguridad en los productos vendidos a la población colombiana. Descrito en esta ley, se encuentra el derecho de los colombianos a los cambios y devoluciones. A su vez, también existe el derecho de los mismos a retractarse de una compra, dentro de los cinco días siguientes a dicha transacción.

Además, los colombianos tendrán que ser proporcionados con información veraz y acertada acerca de los productos que adquiere.

“Los proveedores y productores deberán suministrar a los consumidores información, clara, veraz, suficiente, oportuna, verificable, comprensible, precisa e idónea sobre los productos que ofrezcan y, sin perjuicio de lo señalado para los productos defectuosos, serán responsables de todo daño que sea consecuencia de la inadecuada o insuficiente información. En todos los casos la información mínima debe estar en castellano”, dicta la ley.

Pautas para las compras en Black Friday

Se aproxima la celebración del ‘Black Friday’, o viernes negro, del 27 al 29 de noviembre. Para la seguridad de los usuarios de los establecimientos en línea, tenga en cuenta estas pautas en seguridad:

1. Asegúrese de que entra a páginas web oficiales de los comercios. Si se puede, corrobore que dicha página tenga un soporte en tiendas físicas, para asegurarse de que reciba su producto, en caso de que el sitio web genere dudas.

2. Utilice una red inalámbrica segura para evitar la clonación de su información por medio de conexión compartida. En el mejor de los casos, las compras online se deben hacer con la conexión de su casa, y evitar redes en hoteles, restaurantes, aeropuertos y centros comerciales.

3. Entregue los datos personales necesarios. En páginas web de dudosa reputación, nunca le pedirán datos familiares o personales, aparte de su método de pago. Además, asegúrese de no revelar datos financieros por medio de llamadas telefónicas, como el número al reverso de su tarjeta.

4. Evite los enlaces de correos o anuncios, ya que estos pueden llevar a un sitio fraudulento en el que se verá realizando una transacción a posibles criminales informáticos.

5. Revise los movimientos de su tarjeta de crédito o débito. De esta manera, puede darse cuenta de movimientos sospechosos de manera oportuna. En caso de tener indicio de posible robo o fraude, comuníquese con su entidad bancaria.

6. Refuerce sus contraseñas. Por medio de claves seguras, tanto en los comercios como en su entidad bancaria, puede asegurarse de que no se suplante su cuenta desde adentro. De esa misma manera, cámbielas periódicamente y tenga múltiples contraseñas para sus distintas cuentas.

7. Asegúrese que el comercio ofrezca métodos de pago conocidos. En Colombia, PayU, PayPal, PSE, RappiPay y MercadoPago son algunas de las metodologías más utilizadas por los comercios nacionales. Si permiten estos intermediarios, existe un mayor indicio de una compra limpia en la que ambas partes se beneficien.

MÁS SOBRE OTROS TEMAS:

Avianca reducirá salarios de pilotos hasta en un 50% tras acuerdo con ODEAA

El territorio geológico colombiano cumple 1.810 millones de años

Colombia estaría fuera de los países latioamericanos que recibirán la vacuna para el covid desde enero de 2021