Cuatro renuncias y la continuidad de Guillermo Lasso en el poder: el acuerdo que detuvo las protestas sociales en Ecuador

El jueves se constituirá una mesa de diálgo entre las partes, para continuar con las negociaciones. El presidente ya hizo algunas concesiones a los movimientos sociales que reclamaban contra el costo de vida

El gobierno y líderes indígenas de Ecuador firmaron el jueves en Quito, con mediación de la Iglesia católica, un acta de compromisos que puso fin a 18 días de protestas contra la administración de Guillermo Lasso por el alto costo de vida
El gobierno y líderes indígenas de Ecuador firmaron el jueves en Quito, con mediación de la Iglesia católica, un acta de compromisos que puso fin a 18 días de protestas contra la administración de Guillermo Lasso por el alto costo de vida

El Gobierno de Ecuador y los movimientos indígenas llegaron a fines de la semana pasada un acuerdo para detener las protestas sociales que enfrentaban desde hacía más de dos semanas. Con la renuncia de tres ministros y la suspensión definitiva del trámite de revocación de mandato del presidente Guillermo Lasso, las partes se reunirán el próximo jueves, en Quito, para definir la hoja de ruta de los diálogos.

Lasso aceptó la renuncia de los ministros de Economía, Salud y Transporte y tomará juramento a los nuevos titulares de esas carteras este mismo martes, según confirmó la Secretaría General de Comunicación de la Presidencia.

En un comunicado puntualizó que Lasso aceptó las dimisiones de Simón Cueva (Economía y Finanzas), Ximena Garzón (Salud Pública) y Marcelo Cabrera (Transporte y Obras Públicas). Asimismo, el gobernante aceptó la renuncia del titular de la Secretaría de Educación Superior, Ciencia y Tecnología e Innovación, Alejandro Ribadeneira.

Protestas indígenas contra Guillermo Lasso (REUTERS/Johanna Alarcon)
Protestas indígenas contra Guillermo Lasso (REUTERS/Johanna Alarcon)

Este jueves habrá una reunión en la que se determinará la metodología de trabajo del diálogo, se establecerán los temas a tratar y se definirá una hoja de ruta con los pasos a seguir durante los 90 días establecidos en el acuerdo.

Un día después del 30 de junio, cuando se firmó el “Acta por la paz” que permitió terminar con 18 días consecutivos de movilizaciones, el Ejecutivo del presidente Guillermo Lasso comenzó a poner en práctica lo acordado.

Las primeras acciones de Lasso fueron concretar el pasado viernes los dos puntos centrales del acuerdo, que son la reducción de los combustibles subsidiados y la derogatoria del decreto que promovía la actividad petrolera.

Protestas indígenas contra el presidente de Ecuador, Guillermo Lasso
Protestas indígenas contra el presidente de Ecuador, Guillermo Lasso

Así, el mandatario conservador redujo en 15 centavos de dólar el precio congelado de las gasolinas de 85 octanos y del diésel, de manera que ahora pasarán a costar 2,40 y 1,75 dólares, respectivamente, por galón (3,78 litros).

Las organizaciones indígenas y campesinas que promovieron las protestas aceptaron finalmente esta rebaja pese a que su demanda era desde un inicio que se rebajasen a 2,10 y 1,50 dólares, respectivamente, precios que tenían estos combustibles un año atrás.

Lasso también cumplió el viernes con derogar el decreto 95 que promovía la actividad petrolera, una de las principales exigencias del movimiento indígena.

Otra de las demandas neurálgicas de indígenas y campesinos era la derogatoria del decreto 151 sobre minería, pero aceptaron que el Gobierno se comprometa a reformarlo para que no haya más concesiones mineras en reservas naturales, territorios indígenas, zonas arqueológicas y territorios ancestrales de pueblo indígenas.

Protestas en Ecuador (REUTERS/Karen Toro)
Protestas en Ecuador (REUTERS/Karen Toro)

Durante los próximos tres meses también se deberá instalar una mesa entre el Gobierno y el movimiento indígena y campesino para tratar el resto de puntos del pliego de la demanda, como la condonación a familias campesinas de deudas vencidas de hasta 10.000 dólares.

Asimismo, otra de las demandas que motivaron las protestas era la no privatización de empresas estatales.

En las protestas que comenzaron el lunes 13 de junio fallecieron 6 personas y alrededor de 500 resultaron heridas entre manifestantes y fuerzas de seguridad.

Las manifestaciones se caracterizaron por el corte de carreteras y bloqueos de vías, pero también se registraron hechos violentos como la quema de unidades de policía y el ataque a dos convoyes de militares que custodiaban el transporte de combustible en la Amazonía y que abrían el paso para facilitar el abastecimiento de productos a la capital ecuatoriana.

(Con información de AP, EFE)

Seguir leyendo:

TE PUEDE INTERESAR