Familias binacionales uruguayas-argentinas piden al gobierno de Lacalle Pou que no les soliciten test PCR para ingresar al país

La organización nuclea a más de 500 familias. Lo piden para quienes esten vacunados y cruzan a diario la frontera entre ambos países

Las familias binacionales entre Uruguay y Argentina solicitaron al gobierno uruguayo que eliminen el test de PCR como requisito de ingreso
Las familias binacionales entre Uruguay y Argentina solicitaron al gobierno uruguayo que eliminen el test de PCR como requisito de ingreso

La organización que nuclea a más de 500 familias binacionales de Uruguay y Argentina envió una solicitud a Cancillería uruguaya, al Ministerio de Salud Pública y a la Administración de los Servicios de Salud del Estado (ASSE) para lograr que los requisitos de ingreso para estas personas sean más flexibles.

Se solicitó “un trato similar en Uruguay” al que tomó Argentina con el ingreso de países limítrofes, informó el diario El País. Argentina anunció este miércoles que ya no se exigirá a los ciudadanos, ni a los extranjeros de países limítrofes, presentar un test de PCR con resultado negativo para ingresar al país.

La medida tomada por Argentina “acorta el camino difícil” que tienen las familias binacionales, y que es un buen momento para “hacer algo similar”, declararon desde la organización.

Las familias binacionales sufrieron la separación por las fronteras cerradas y por los requisitos de ingreso a cada país ya que en Uruguay el test de PCR tiene un costo cercano a los 100 dólares americanos en la mayoría de los laboratorios privados. De hecho, la mayoría se ubican en el noroeste del país, donde Uruguay tiene frontera con Argentina, en los departamentos de Salto, Río Negro y Paysandú.

El colectivo de familias cree que los motivos para quitar los requisitos son “estrictamente humanitarios” y confiesan que están “muy lejos de (tener) fines comerciales”, dijo el representante del colectivo, Oscar Garre. Ejemplificó con el caso de las decenas de jóvenes que estudian en la ciudad de Concordia, pero que viven en Salto. “Cuando se retomen las clases de forma presencial, muchos tendrán que alquilar algo allá si no se termina con el requisito”, agregó.

“Lo que planteamos es que las personas con el esquema de vacunación completo puedan tener la posibilidad de circular libremente en la frontera, pero el que no, que tenga un PCR negativo”, comentó Garre.

Ya en diciembre de 2021, las intendencias de Río Negro, Salto y Paysandú hicieron un acuerdo con ASSE donde se habilitaron un total de 200 tests de PCR gratis en los tres departamentos para estas familias binacionales. En ese momento, se hizo de forma exclusiva por las fiestas y las vacaciones de verano.

En diciembre de 2021, las intendencias de Río Negro, Salto y Paysandú hicieron un acuerdo con ASSE donde se habilitaron un total de 200 tests de PCR gratis en los tres departamentos para estas familias binacionales

REUTERS/Kai Pfaffenbach
En diciembre de 2021, las intendencias de Río Negro, Salto y Paysandú hicieron un acuerdo con ASSE donde se habilitaron un total de 200 tests de PCR gratis en los tres departamentos para estas familias binacionales REUTERS/Kai Pfaffenbach

En Salto incluso se aumentó la cantidad de tests porque los casos de cruce binacional “fueron más de los esperados”, dijo el intendente de Salto, Andrés Lima. La medida estuvo habilitada entre el 20 de diciembre y el 15 de enero para quienes tenían dificultades para pagar los tests de PCR para cruzar.

El intendente de Río Negro, Omar Lafluf, expresó que esa medida “fue de mucha utilidad” en el departamento.

En este momento, Uruguay no permite que los ciudadanos ingresen sin un resultado negativo, a excepción de aquellas personas que cruzan haciendo “corredor sanitario” porque se contagiaron en el exterior y lo hagan en su vehículo propio, tal como permite el gobierno.

Lima declaró que “en algún momento se va a poder cruzar simplemente con la constancia de vacunación” y que “se va a ir evolucionando hacia ahí” porque “es algo totalmente razonable”. Sin embargo, declaró que la Intendencia de Salto aún no tiene planes de solucionar esta situación en el corto plazo.

“De todas maneras, hay que ir analizando el impacto en las economías locales que va a tener la medida, dado que la diferencia de precios entre Uruguay y Argentina es la mayor en 15 años con casi un 70% entre los países”, comentó Lima.

Según el intendente, sería “inevitable” que los uruguayos cruzaran “a hacer el surtido o a llenar el tanque” si no hay “una medida concreta” para fijar “precios de frontera” en el caso de que se termine con los PCR.


SEGUIR LEYENDO:

TE PUEDE INTERESAR