Un tío del ex vicepresidente de Ecuador que fue clave en el caso Odebrecht murió por COVID-19

Ricardo Rivera cumplía su condena en libertad luego de haber permanecido desde 2017 en la cárcel

La muerte del tío del ex vicepresidente Jorge Glas, Ricardo Rivera, despierta inquietudes en Ecuador (Foto: Archivo EL COMERCIO)
La muerte del tío del ex vicepresidente Jorge Glas, Ricardo Rivera, despierta inquietudes en Ecuador (Foto: Archivo EL COMERCIO)

Ricardo Rivera, quien fue condenado en el caso Odebrecht, ha muerto. Lo informó el Servicio Nacional de Atención a Privados de Libertad (SNAI) y lo confirmó quien fuera su abogado, Aníbal Quinde, quien además agregó que la muerte se produjo tras convalecer gravemente durante varios días por COVID-19, según le transmitieron familiares.

Ricardo Rivera, procesado judicialmente por asociación ilícita junto a su sobrino, el ex vicepresidente Jorge Glas, se encontraba cumpliendo su condena por asociación ilícita en un régimen semiabierto. Rivera fue excarcelado de la Cárcel Regional de Guayaquil en diciembre de 2021 tras cumplir más del 60% de su pena en encierro.

Rivera y su sobrino Glas fueron sentenciados en el caso Odebrecht, denominado en el Ecuador como el Caso Sobornos o por la opinión pública como Arroz Verde, por tratarse de casos que ante los tribunales de justicia demostraron el vínculo entre la transnacional Odebrecht y el ex presidente Rafael Correa, como de altos funcionarios de su partido y gobierno. En esas circunstancias, Rivera fue el nexo que recibió 13,5 millones de dólares en sobornos de la empresa brasileña para dárselos a su sobrino, Jorge Glas, según lo que se ventiló en el proceso judicial.

Rivera fue una figura clave en la recepción de sobornos a cambio de contratos con el Estado durante el gobierno de Rafael Correa. Por su parte Jorge Glas, quien niega los cargos y denuncia su condena como una persecución, permanece tras las rejas ya que está sujeto a otros procesos judiciales. La sentencia en contra de Glas fue una de las victorias judiciales emblemáticas en contra el círculo cercano del ex presidente Correa, quien también fue condenado a ocho años de prisión por el caso de cohecho y que permanece en su residencia en Bélgica.

Ricardo Rivera murió el sábado 15 de enero de 2022 y fue detenido en Guayaquil el 2 de junio de 2017. Los agentes que lo capturaron lo siguieron durante 14 días mientras Rivera cambiaba constantemente de ubicación. El 13 de diciembre del mismo año fue sentenciado en primera instancia en el caso de corrupción de Odebrecht. El tribunal penal lo condenó a seis años de prisión. En 2017, Rivera, junto con Glas y otras seis personas, recibieron la orden de pagar al Estado ecuatoriano USD33,4 millones en restitución por delitos de asociación ilícita en la red transnacional de corrupción impulsada por la brasilera Odebrecht.

Específicamente, a Rivera y a Glas se les ordenó pagar USD14.1 millones, o USD7 millones cada uno. El pasado 7 de enero, los jueces que integran el tribunal de ejecución de sentencia autorizaron a la Procuraduría de la Nación a determinar los activos que posee cada sentenciado por esta causa. Este trámite es necesario para el posterior embargo y enajenación de los bienes que permitan la reparación de la deuda como consecuencia de la afectación al Estado.

El ex vicepresidente Jorge Glas (Archivo DEF)
El ex vicepresidente Jorge Glas (Archivo DEF)

La pena de encierro que pesaba en contra de Rivera estaba vigente hasta el 2 de mayo de 2023, pero la cumplía en libertad desde el 9 de diciembre de 2021, luego de recibir los beneficios penitenciarios del cambio de régimen que le permitieron salir de prisión. Desde entonces, Rivera se preparaba para cumplir los 508 días restantes de prisión en un lugar autorizado para su radicación dentro del país.

La justicia le permitió cambiar de régimen e inicialmente dijo que Rivera solo podía viajar dentro de la costera provincia del Guayas. Luego, la misma justicia amplió el espacio para incluir a Quito, ya que Rivera tuvo que viajar a la capital para presentarse por una nueva investigación sobre posible lavado de dinero que impulsa la Fiscalía y que involucraría a los mismos altos dirigentes políticos. Para cambiar al régimen semiabierto y continuar cumpliendo con la condena en libertad, la justicia impuso a Rivera la prohibición de salir del país y la presentación periódica ante las autoridades judiciales.

Ocho personas han sido sentenciadas en el escándalo que involucra al gobierno del ex presidente Rafael Correa por sus vínculos con la multinacional Odebrecht, aunque sigue sin pagarse la restitución total de USD33,4 millones a favor del Estado ecuatoriano.

SEGUIR LEYENDO:

TE PUEDE INTERESAR