Una denuncia del medallista de oro Richard Carapaz destapó la precaria situación de los deportistas en Ecuador

El ganador olímpico en ciclismo de ruta tuvo que formarse en Colombia porque en su país no recibió ningún tipo de apoyo. Otros atletas señalan la misma situación

Richard Carapaz obtuvo el oro en ciclismo de ruta. Es el primer latinoamericano en lograr la medalla y el segundo ecuatoriano en recibir un oro olímpico. (Foto: REUTERS/Matthew Childs).
Richard Carapaz obtuvo el oro en ciclismo de ruta. Es el primer latinoamericano en lograr la medalla y el segundo ecuatoriano en recibir un oro olímpico. (Foto: REUTERS/Matthew Childs).

La celebración por la medalla olímpica de oro –la segunda para el Ecuador– que recibió el ciclista Richard Carapaz, en los Juegos Olímpicos de Tokio, tuvo un desenlace agridulce. En sus primeras declaraciones, el deportista ecuatoriano, que ganó el oro en la disciplina de ciclismo de ruta, dijo que la victoria era un triunfo personal porque “el país nunca creyó mí”. El atleta no se refería al apoyo ciudadano, sino al institucional. En una entrevista a Okdiario.com, dijo que ni siquiera tenían masajistas que los acompañaran.

La denuncia del medallista olímpico de 28 años, que ha subido a los podios de las carreras más importantes del ciclismo como el Giro de Italia, la Vuelta a España y el Tour de Francia, causó un gran debate en redes sociales. La mayoría de periodistas, lideres de opinión y usuarios coincidieron con él: Ecuador es un país que abandona a sus deportistas y luego se congratula y hace suyas las glorias ajenas.

El propio Carapaz lo vivió. Aunque tenía un gran potencial tuvo que abandonar Ecuador e ir a Colombia para buscar apoyo. Uno de los formadores de Richard Carapaz en Colombia, Fabio Chingaté, director del programa ciclístico de Canapro, conversó con Radio Caracol y afirmó lo que Carapaz denunció. “Lo que él dijo hoy no es de ahora, viene de años, siempre se han quejado los ciclistas ecuatorianos, no trajimos solo a Carapaz, a Jonathan Narváez también lo trajimos como pre-juvenil y juvenil. La mayor parte de la formación de Carapaz fue acá en Colombia”, aseguró Chingaté.

Jonathan Narváez, compañero de Carapaz en INEOS y que también compitió en las olimpiadas y llegó la posición 47 en la misma disciplina, publicó en su Twitter un comunicado emitido por el Comité Olímpico Ecuatoriano (COE) de 2017. En aquel momento, el COE indicaba la separación de los ciclistas Carapaz, Narváez y Jonathan Caicedo de los XVIII Juegos Bolivarianos Santa Marta: los acusaron de haber estado ebrios y de faltarle el respeto a varios oficiales. Con el éxito alcanzado en los olímpicos y en las carreras de ambos ciclistas, Narvaéz citó dicho comunicado en Twitter e irónicamente escribió: “siempre estoy en las buenas y en las malas, ahora tenemos una medalla para añadir al expediente”.

Jonathan Narváez es ciclista y es compañero de Richard Carapaz en el equipo INEOS Grenadiers.
Jonathan Narváez es ciclista y es compañero de Richard Carapaz en el equipo INEOS Grenadiers.

La historia de los dos ciclistas es común en los deportistas de otras disciplinas de Ecuador. Algunos, incluso después de competir en los torneos más importantes del mundo, han perdido el apoyo estatal y viven en situaciones precarias. Otros siguen compitiendo pero reciben sus incentivos tarde, no tienen recursos para comprar zapatos u otros elementos para sus disciplinas, y otros han salido del Ecuador para ser acogidos por países que sí han reconocido su talento.

Los casos están relacionados con las malas administraciones de las federaciones deportivas, del Ministerio de Deporte y del Comité Olímpico Ecuatoriano.

Por ejemplo, Lucy Jaramillo que representó al Ecuador en los 400m vallas en los Juegos Olímpicos de Londres en 2012, ahora vende abarrotes en un mercado de Imbabura, una ciudad ubicada a 136 kilómetros al norte de Quito. Jaramillo no tiene trabajo y la beca vitalicia que tramita en el Ministerio de Deporte aún no recibe respuesta. A pesar de sus condiciones adversas, Jaramillo es entrenadora de forma voluntaria de 6 deportistas con discapacidad auditiva, dos de ellos estarán en el Campeonato Mundial para Sordos en Polonia, así lo informó el comunicador Gabriel Quiñonez en Twitter.

La deportista Lucy Jaramillo debe vender abarrotes para subsistir. Aunque representó a Ecuador en los Juegos Olímpicos de Londres, en 2012, no recibe ningún apoyo estatal. (Fotografías tomadas del Twitter de Gabriel Adrián Quiñónez).
La deportista Lucy Jaramillo debe vender abarrotes para subsistir. Aunque representó a Ecuador en los Juegos Olímpicos de Londres, en 2012, no recibe ningún apoyo estatal. (Fotografías tomadas del Twitter de Gabriel Adrián Quiñónez).

El periodista deportivo Patricio Díaz, también expuso varios casos de deportistas que no han recibido apoyo. Díaz asegura que fue porque no pertenecían al “clan” de la ex secretaria de Deporte, Andrea Sotomayor, que fue nombrada por el ex presidente Lenín Moreno y que hoy ha dicho a los medios locales que ella ha formado parte del proceso para que los 48 deportistas que integran la delegación olímpica de Ecuador lleguen a Tokio.

Sin embargo, la versión de Sotomayor se contrapone con lo expuesto por Díaz que se refirió al caso de varios deportistas olímpicos, incluyendo a Carapaz que fueron ignorados y hasta humillados por la ex secretaria. Ese sería el caso de Daniela Darquea, la primera golfista en representar al Ecuador en unas olimpiadas y a la que Sotomayor habría calificado como “indisciplinada” por no querer competir en los Juegos Sudamericanos –que no le daban puntos para clasificar a las olimpiadas– y preferir jugar en la LPGA, una organización estadounidense para golfistas profesionales femeninas. Eso provocó que a Darquea la expulsaran del plan de deportistas de alto rendimiento.

Otras deportistas olímpicas que han denunciado la falta de apoyo son Diana Durango, la primera militar en participar en unos Juegos Olímpicos, y Marina Pérez, ambas participaron en la disciplina de tiro deportivo y aseguraron que llegaron a Tokio sin entrenador y con pistolas viejas.

Una deportista ecuatoriana que compite en las olimpiadas, pero representando a Argentina es Érika Mercado que juega en la selección de vóley. Mercado dejó el país por falta de apoyo en 2008 y se nacionalizó argentina. Hoy está en Tokio junto al equipo albiceleste.

Éricka Mercado (de pie a la derecha de la foto) es ecuatoriana pero recibió la nacionalidad argentina. Mercado es parte de "Las Panteras" y está en Tokio para representar al país albiceleste. (Foto tomada de @VoleyPlus).
Éricka Mercado (de pie a la derecha de la foto) es ecuatoriana pero recibió la nacionalidad argentina. Mercado es parte de "Las Panteras" y está en Tokio para representar al país albiceleste. (Foto tomada de @VoleyPlus).

Yuliana Angulo, que representa a Ecuador en la disciplina de relevos 4x100m femeninos, tuvo que dejar el país e ir a entrenar en España y Alemania. Al no recibir apoyo estatal organizó rifas que le permitieron financiarse económicamente, para llegar a las olimpiadas de Tokio.

Incluso los deportistas que dejaron antiguas glorias para el Ecuador han sido olvidados. Ese es el caso de Aurelio León, campeón Panamericano y Mundial en silla de ruedas que ahora vive de la caridad de sus vecinos porque le quitaron el bono de discapacidad que percibía por parte del Gobierno, así lo señala un reportaje publicado en diario Expreso de Ecuador.

Ante las críticas, el ministro de Deporte de Ecuador, Sebastián Palacios, que en entrevistas previas había asegurado que no les faltaría nada a los deportistas y que viajó a Tokio, respondió que es el Comité Olímpico el encargado de la conformación e inscripción de la delegación, incluido el equipo de entrenadores y cuerpo técnico.

El COE, indica un comunicado de prensa del Ministerio del Deporte, conformó una delegación de 101 personas, basada en la norma 40 de la Carta Olímpica, compuesta por: 48 deportistas; 26 entrenadores; 1 Jefe de misión; 3 delegados; 3 médicos; 6 fisioterapeutas (masajistas); 1 nutricionista; 1 veterinario y 1 groom para caballo por clasificación en la disciplina ecuestre; 1 Caddie; 4 personas del equipo técnico; 1 persona del equipo Administrativo; 1 persona del equipo financiero y 3 personas de prensa.

Sobre su viaje, que también ha sido criticado, Palacios ha indicado que se trasladó a Tokio para acompañar a los deportistas y vigilar la logística de la delegación coordinada por el COE, para mantener reuniones con otros ministros del deporte y trabajar en cooperación, para celebrar una reunión con Agencia de Cooperación Japonesa y para visitar a universidades para buscar becas para los deportistas.

SEGUIR LEYENDO: