El Observatorio Ciudadano COVID-19 reportó 2.699 muertes sospechosas de coronavirus en Nicaragua

La cifra es muy superior a la reconocida por el régimen de Daniel Ortega, que en su último balance confirmó 141 fallecidos

El Observatorio Ciudadano COVID-19 informó este sábado que unas 2.699 personas han fallecido en Nicaragua con síntomas de coronavirus (EFE/Carlos Herrera/Archivo)
El Observatorio Ciudadano COVID-19 informó este sábado que unas 2.699 personas han fallecido en Nicaragua con síntomas de coronavirus (EFE/Carlos Herrera/Archivo)

El independiente Observatorio Ciudadano COVID-19 informó este sábado que unas 2.699 personas han fallecido en Nicaragua con síntomas de coronavirus, incluyendo 140 a causa de neumonía, desde que la pandemia alcanzó al país a mediado de marzo pasado.

El observatorio, una red de médicos y voluntarios de toda Nicaragua, también reportó 10.121 casos sospechosos de la enfermedad hasta el pasado 2 de septiembre, superior a los registros brindados por el Ministerio de Salud.

Hasta el martes pasado, el Ministerio de Salud reportaba 4.668 casos confirmados, 1.069 activos, 3.458 recuperados y 141 fallecidos, para una tasa de letalidad del 3 %.

El Gobierno que preside el sandinista Daniel Ortega no ha precisado el número de pruebas que ha realizado y se ha limitado a informar del número de casos confirmados, las muertes y recuperados.

Una ambulancia entra a un hospital de Managua (Nicaragua). EFE/Jorge Torres/Archivo
Una ambulancia entra a un hospital de Managua (Nicaragua). EFE/Jorge Torres/Archivo

Los trabajadores de la salud son los más afectados

Asimismo, el observatorio informó que hasta el miércoles pasado recibió reportes de 803 trabajadores de la salud con sintomatología asociada o presuntiva de la COVID-19, y de ellos 107 perdieron la vida.

Entre el personal sanitario que ha fallecido presuntamente por coronavirus se encuentran 48 médicos, 24 enfermeros, 14 integrantes de personal administrativo, 8 laboratoristas, 3 visitadores médicos, 3 odontólogos, y 7 categorizados como “otros”.

El presidente Ortega ya se ha solidarizado con los familiares de los médicos nicaragüenses que han fallecido por atender a pacientes con la COVID-19.

Por otro lado, el observatorio aseguró que continúan recibiendo reportes sobre exposición de personas en actividades.

El Ejecutivo ha sido criticado desde diversos sectores por promover eventos masivos y aglomeraciones a contracorriente de las recomendaciones de la Organización Mundial de la Salud (OMS) y la Organización Panamericana de la Salud (OPS), y por no haber suspendido las clases presenciales en medio de la pandemia y apenas establecer restricciones.

Ortega se ha declarado en contra de la campaña “Quédate en casa” porque, a su juicio, destruiría la economía local, que se ha contraído los dos últimos años y que es mayoritariamente informal.

(Con información de EFE)

MÁS SOBRE ESTOS TEMAS:

Brasil comenzará a probar la vacuna rusa contra COVID-19 en octubre

La OMS estima que no habrá vacunaciones masivas contra el coronavirus hasta mediados de 2021

Los grandes laboratorios preparan un compromiso conjunto sobre la seguridad y efectividad de las vacunas contra el Covid-19

MAS NOTICIAS