Un grupo de trabajadores de una finca procesadora de soja en Campo 3, Caaguazú (a unos 180 km. al Este de Asunción, Paraguay), salvaron sus vidas de milagro luego de que la estructura de un silo se colapsara desmoronándose con cerca de 100 toneladas de granos.

En un video grabado por uno de los operarios del campo, se observa cómo los trabajadores tratan de solucionar la filtración de granos de soja que tenía al pie de uno de los contenedores.

Pero a pesar de su esfuerzo, a medida que avanzaba el tiempo la tarea de contención no tenía el resultado esperado y la fuga se volvía cada vez mayor. Aún así los obreros insistieron en tratar de reparar la pérdida, hasta que en cuestión de segundos colapsó.

Afortunadamente, como intuyendo lo que se venía, los trabajadores salieron disparados apenas segundos antes de que toda la estructura del silo y el talud de granos, de aproximadamente 100.000 kilos de soja, se vinieran abajo.

En las imágenes de video se observa la desesperación de otros compañeros ante la posibilidad de que alguna de las personas que instantes previos estaban trabajando en el lugar hayan quedado debajo de la estructura metálica y de los granos.

Sin embargo, fuentes de la Unión de Gremios de la Producción (UGP), aseguraron que ningún trabajador quedó atrapado y que todos salieron ilesos en el incidente que pudo haber sido trágico. Sobre la caída del silo, dijeron que se trataba de una estructura nueva, recientemente instalada y que el colapso se debió presumiblemente a un error de cálculo en la construcción.

MÁS SOBRE ESTE TEMA: