Libia anuncia detención de sospechosos en caso de asesinato de líder miliciano

Las autoridades libias anunciaron el sábado la detención de dos sospechosos relacionados con el asesinato a tiros del líder miliciano rebelde Mahmoud al Werfalli en Bengasi, donde se endurecieron las medidas de seguridad.

Al Werfalli era objeto de una orden de arresto emitida por la Corte Penal Internacional (CPI).

Miembro de las fuerzas leales al mariscal Jalifa Haftar, que se proclamó jefe del denominado Ejército Nacional Libio (ANL) en el este, Al Werfalli murió el miércoles dentro de un coche, junto a su primo.

La seguridad en Bengasi (este) es precaria y los ajustes de cuentas son frecuentes.

El fiscal militar jefe en la ciudad, el coronel Ali Madi, identificó a los sospechosos como Mohamad Abdeljalil Saad y Hanine al Abdaly.

Esta última es la hija de un abogado y activista de derechos humanos, Hanan al Barassi, que murió también a balazos el pasado mes de noviembre en Bengasi.

La CPI emitió su primera orden de detención contra Al Werfalli en agosto de 2017, tras acusarlo de haber ordenado o llevado a cabo personalmente la ejecución de 33 personas entre 2016 y 2017.

La segunda orden de arresto fue lanzada en julio de 2018, por la "presunta responsabilidad en asesinato, como crimen de guerra".

str-rb-hme/hkb/lg/jz