Senado EEUU trabaja durante la noche para avanzar en propuesta de alivio de Biden por 1,9 bln dlr

Por Makini Brice y David Morgan

WASHINGTON, 6 mar (Reuters) - El Senado de Estados Unidos trabajó durante la noche hasta el sábado para promover el plan de alivio del coronavirus por 1,9 billones de dólares del presidente Joe Biden, en una sesión maratoniana que involucró más de una docena de votaciones y horas de negociaciones a puerta cerrada.

Los demócratas que controlan estrechamente la cámara acordaron reducir la ayuda a los millones de personas que perdieron sus trabajos en la crisis. Cuando el viernes por la noche se convirtió en la madrugada del sábado, se mantuvieron unidos para rechazar los intentos republicanos de modificar el proyecto de ley, que según la Oficina Presupuestaria del Congreso sería el paquete de estímulo más grande de la historia.

Con los republicanos unidos en la oposición, los demócratas deben mantener a sus 50 miembros en línea para aprobar el paquete, algo que esperan que ocurra este fin de semana.

El viernes fueron sometidos a varias pruebas, cuando los demócratas se dividieron en un esfuerzo por aumentar el salario mínimo. El Senado estableció un récord de la votación única más larga en la era moderna, con 11 horas y 50 minutos, mientras los demócratas negociaron un compromiso sobre las prestaciones por desempleo para satisfacer a centristas como el senador Joe Manchin, a quien le preocupaba que el masivo paquete pudiera sobrecalentar la economía.

Una vez resuelto esto, los senadores comenzaron a trabajar en cientos de propuestas para modificar el proyecto.

Los demócratas rechazaron las propuestas republicanas para modificar la distribución del dinero a colegios, gobiernos estatales, sistemas de transporte y agricultores. Los republicanos perdieron un voto después de que el senador Dan Sullivan dejó Washington para acudir a un funeral familiar en Alaska.

La mayor crisis de salud pública en un siglo ha acabado con la vida de más de 521.000 personas en Estados Unidos, ha dejado sin trabajo a millones y ha trastornado la mayoría de los aspectos de la vida cotidiana.

La legislación de ayuda incluye fondos para vacunas y suministros médicos, extiende la asistencia por desempleo y proporciona una nueva ronda de ayuda financiera de emergencia a hogares, pequeñas empresas y gobiernos estatales y locales.

Los sondeos muestran un amplio apoyo público al paquete. Los demócratas esperan que Biden firme la ley antes de que expiren algunos de los beneficios actuales el 14 de marzo.

(Escrito por Andy Sullivan; editado en español por Carlos Serrano)