La UE defiende el bloqueo italiano a envío de vacunas anticovid a Australia

La Unión Europea defendió el viernes la decisión italiana de bloquear el envío a Asutralia de vacunas de AstraZeneca contra el covid-19, y recordó  Australia, y aseguró que el bloque seguía siendo, a pesar de todo, "un gran exportador".

El gobierno italiano anunció el jueves que había bloqueado, con el consentimiento de la Comisión Europea, la exportación de 250.000 dosis de la vacuna de AstraZeneca, producida en territorio europeo.

Las autoridades italianas justificaron la medida por la "escasez persistente" de vacunas y los "retrasos en el suministro" por parte del laboratorio.

Se trató de la primera vez que un Estado de la UE bloquea un envío basado en el mecanismo de control de las exportaciones de vacunas anti-Covid producidas en el bloque, creado a finales de enero por Bruselas y fuertemente criticado por la Organización Mundial de Salud (OMS).

El gesto fue criticado por la prensa australiana aunque las autoridades minimizaron el gesto, expresando comprensión por la gravedad de la pandemia en Italia, con 20.000 nuevos casos diarios, en comparación con solo seis casos en Australia en la misma jornada.

La Comisión Europea, que había dado luz verde a la negativa italiana, recordó el viernes que se trataba de un caso excepcional.

"No hubo otro rechazo bajo el mecanismo de control de exportaciones (...) Seguimos siendo un importante exportador de vacunas", dijo un portavoz del poder ejecutivo europeo.

Entre finales de enero y principios de marzo, la UE aprobó 174 solicitudes de exportación de vacunas anticovid, a una treintena de países, incluidos Estados Unidos, Reino Unido, China, países de América Latina u Oriente Medio, pero también Australia, indicó.

A esa lista se agregan países de bajos ingresos, beneficiados por el mecanismo internacional Covax y para los cuales no se requiere autorización.

En una entrevista con el ministro de Comercio de Australia, Dan Tehan, el vicepresidente ejecutivo de la Comisión Europea, Valdis Dombrovskis, insistió el viernes en las "deficiencias sistemáticas" en las entregas de AstraZeneca a los países del bloque europeo.

El grupo sueco-británico ha anunciado que en el primer trimestre de este año podrá entregar a la UE apenas un tercio de las 120 millones de dosis inicialmente prometidas.

jug-ahg/eg