Desde retretes limpios hasta nuevas carreteras, los iraquíes hacen su lista de pedidos al papa

Viendo como las autoridades se apresuran a embellecer las calles y ciudades de Irak para recibir al papa Francisco esta semana, los jóvenes acudieron este martes a las redes sociales para lanzar algunas peticiones adicionales.

Utilizando el hashtag "Pídele al Papa", los usuarios están solicitándole con sorna a Francisco que ayude a mejorar las infraestructuras y los servicios públicos.

"Le pido al papa que recorra los hospitales, sus baños y sus salas de urgencias... quizá los limpien", escribió Layal Al Qudsi en Facebook.

Las infraestructuras sanitarias de Irak están en muy mal estado por décadas de guerra, corrupción y falta de inversión y los pacientes se quejan de la escandalosa falta de higiene.

Husein Habib, señaló que se habían realizado obras de pavimentación en Ur, donde el papa tiene previsto celebrar un servicio interreligioso y pidió a Francisco que vaya "en automóvil por la carretera principal hacia el norte. Quizá también la pavimenten".

Un usuario de Twitter pidió por su parte al pontífice, de 84 años, que haga una visita sorpresa a algún lugar de Irak para hacerse una mejor idea de cómo son realmente los servicios para los ciudadanos.

Muchos iraquíes, incluso en la capital, Bagdad, viven en calles que no están pavimentadas y que se inundan en invierno, mientras que la mayoría de los hogares solo tienen unas pocas horas de electricidad al día.

La falta de servicios públicos provocó manifestaciones masivas en Irak en 2019 pero terminaron tras la violencia relacionada con las protestas, que dejó unos 600 muertos y fue condenada en su momento por el papa.

Montazar Mohanad pidió en broma al Papa una fetua, o edicto religioso en el islam. "Chicos, el papa es solo una figura religiosa, no es como nuestros clérigos, que tienen empresas, partidos políticos y grupos armados", dijo.

Muchos de los políticos o paramilitares más destacados de Irak fueron en su día clérigos religiosos, incluyendo el más destacado de ellos, Moqtada Sadr, antiguo líder del Ejército Mahdi que luchó contra las tropas estadounidenses.

Ahmed Al Maliki, un joven usuario de Facebook, parece desanimado de las perspectivas de su país y solo le pidió al papa "que me lleve con él al Vaticano".

mjg/hc/pc/mb