Manchester City sigue imparable también en la Liga de Campeones

El Manchester City continuó encadenando triunfos y dio un gran paso hacia los cuartos de final de la Liga de Campeones al vencer 2 a 0 como visitante al Borussia Mönchengladbach, en un duelo de octavos de final que se disputó en Budapest.

El partido no se disputó en el estadio Borussia Park de Mönchengladbach sino que fue deslocalizado al Puskas Arena de la capital húngara, debido a las restricciones de entrada a territorio alemán desde el Reino Unido por la pandemia del covid-19.

Budapest ya había acogido la pasada semana otro duelo de Champions por idéntico motivo, el que el Liverpool ganó 2-0 al RB Leipzig.

Los tantos del Manchester City para encarrilar su eliminatoria fueron conseguidos por el portugués Bernardo Silva (minuto 29) y por el brasileño Gabriel Jesús (65).

"Ha sido un buen partido. Hemos controlado el ritmo y hemos intentado no cometer errores estúpidos que nos costaran goles, para no complicarnos la vida. En cualquier caso, hay que mantener la concentración para el partido de vuelta", declaró Bernardo Silva a la televisión Sky.

El también portugués Joao Cancelo tuvo un papel protagonista en los dos tantos.

En el de Bernardo Silva fue el que envió el centro que su compatriota cabeceó a la red de los alemanes y en el segundo envió un centro similar, que Bernardo Silva tocó igualmente de cabeza, pero para enviar al área pequeña, donde Gabriel Jesús envió directamente a gol.

Gabriel Jesús había tenido ya una gran ocasión en el 54, pero se entretuvo y el defensa suizo Nico Elvedi bloqueó el disparo.

Justo antes del gol del brasileño, el Borussia Mönchengladbach había tenido una buena oportunidad para empatar, con un remate de espuela del francés Alassane Plea, que se fue fuera por muy poco.

El argentino Sergio 'Kun' Agüero fue suplente y entró en el partido a falta de diez minutos para el final, pero no pudo contribuir a aumentar la cuenta de los 'Citizens'.

El Borussia Mönchengladbach intentó hacer frente a la superioridad de los ingleses, pero tuvo problemas para la construcción ofensiva, sin conseguir generar apenas ocasiones.

"Los chicos están ahora cansados en el vestuario, esa es la prueba de lo que han dado todo, sobre todo defensivamente. Han hecho un buen partido, globalmente, han intentado lo que habíamos previsto", estimó el técnico del 'Gladbach', Marco Rose.

- 19 triunfos seguidos -

El Manchester City está en un momento espectacular.

Tiene una racha de victorias récord de ahora 19 partidos seguidos, teniendo en cuenta todas las competiciones, y sigue vivo en todos los torneos, por lo que aspira a cuatro títulos en el final de curso. El de la Premier League lo tiene cerca, al contar ya con diez puntos como líder sobre sus más directos perseguidores.

En la fase de grupos, el Manchester City había sacado ya músculo, con 16 puntos de 18 posibles en su grupo, demostrando desde el inicio su deseo de borrar la enorme decepción del año pasado, cuando fue eliminado por sorpresa en cuartos de final de la Champions por el Lyon francés.

El técnico Josep Guardiola mantiene una relación de amor-odio con la Liga de Campeones, una competición que le encumbró como entrenador del Barcelona con dos títulos (2009, 2011), pero donde desde entonces no ha logrado triunfar, ni con el Bayern Múnich, ni con el Manchester City.

"Hemos hecho un buen partido, estoy muy contento. Un duelo de octavos de final de la Liga de Campeones siempre es difícil, aunque no haya sido en Alemania y sí a puerta cerrada", afirmó el técnico español.

En el partido de este martes en Budapest, Guardiola demostró la versatilidad de su plantel y que cuenta con buenas alternativas. Comenzó el partido con seis cambios respecto al equipo que comenzó en la victoria del fin de semana sobre el Arsenal.

El partido de vuelta de esta eliminatoria, en el Etihad Stadium de Mánchester, se disputará el martes 16 de marzo.

bur-cpb-rbj/dr