Acciones de Petrobras se recuperan tras derrumbe por temor a injerencia del gobierno

Las acciones de la estatal brasileña Petrobras se recuperaron parcialmente este martes, un día después de haberse hundido 20% sacudidas por el anuncio de que el gobierno de Jair Bolsonaro cambiaría al presidente de la compañía.

Las acciones preferenciales cerraron con un alza de 12,17% y las ordinarias con una avance de 8,96%, mitigando las pérdidas del lunes, equivalentes a 74.000 millones de reales (13.500 millones de dólares) del valor de mercado de la compañía.

El índice Ibovespa cerró con ganancia de 2,27% y llegó a los 115.227 puntos.

El mercado siguió de cerca este martes una reunión del Consejo de Administración de Petrobras, que analizaba el nombramiento, por parte de Bolsonaro, del general de la reserva Joaquim Silva e Luna para presidir la estatal. La bolsa cerró antes de que se produjera una decisión.

Poco después, el Consejo de Administración concluyó el encuentro y autorizó convocar una asamblea general extraordinaria, aún sin fecha, para destituir al actual presidente, Roberto Castello Branco, y analizar el nombramiento de Bolsonaro, informó la compañía en un comunicado.

Bolsonaro anunció el viernes que escogió a Silva e Luna, un exministro de Defensa, para reemplazar a Castello Branco, un economista visto con buenos ojos por el ámbito financiero.

El cambio reavivó el temor de que el mandatario de ultraderecha decida intervenir en la política de precios de la petrolera estatal, con miras a obtener su reelección el próximo año.

La maniobra generó nuevas turbulencias en la relación entre el presidente y el sector empresarial, que lo apoyó en la elección de 2018 seducido por sus promesas de reformas promercado y políticas liberales.

- Privatizaciones "a todo vapor", según Bolsonaro -

En un intento de mostrar su compromiso con estas reformas, Bolsonaro acudió personalmente este martes al Congreso para entregar un decreto provisional con el que pretende acelerar la discusión de la privatización de Eletrobras, estatal responsable por la generación y distribución de energía eléctrica en el país.

"Nuestra agenda de privatizaciones continúa a todo vapor. Sí queremos reducir el tamaño del estado, para que nuestra economía pueda dar la respuesta que la sociedad precisa", afirmó Bolsonaro junto a los líderes de ambas cámaras, dos aliados clave para hacer avanzar sus propuestas.

El mandatario también reiteró su apoyo al ministro de Economía, el liberal Paulo Guedes, una figura clave para los mercados.

Desde que anunció su decisión de nombrar a Silva e Luna, el viernes, Bolsonaro negó querer interferir en la política de precios de Petrobras, a pesar de criticar los recientes aumentos de precios.

"No tenemos una pelea con Petrobras. Queremos que, cada vez más, nos sea transparentes y sea previsible. No necesitamos esconder los ajustes o lo que sea que impacta en el precio final del combustible", dijo este martes en un acto oficial.

Petrobras aumentó cuatro veces el precio de los combustibles en lo que va de 2021, con un alza acumulada de 34,78%. Esto irritó a los camioneros, que amenazaron con realizar una huelga como la que en 2018 paralizó el país durante varios días.

Brasil, la mayor economía de América Latina, está entre los mayores diez productores de petróleo del mundo, con 3,67 millones de barriles por día en 2019.

jhb/mel/mr/pr/dga