El Gobierno salvadoreño pide investigar al presidente de la Corte de Cuentas

Vista de las instalaciones de la Fiscal�a General de la Rep�blica (FGR) en El Salvador. EFE/Oscar Rivera/Archivo
Vista de las instalaciones de la Fiscal�a General de la Rep�blica (FGR) en El Salvador. EFE/Oscar Rivera/Archivo

San Salvador, 27 nov (EFE).- El ministro de Hacienda de El Salvador, Alejandro Zelaya, pidió este viernes a la Fiscalía que abra una investigación contra el magistrado presidente de la Corte de Cuentas de la República (CCR), Roberto Anzora, por revelar información reservada de supuestas irregularidades en el manejo de fondos públicos.
De acuerdo con Zeleya, el titular de la CCR habría violado el Código de Ética, el Reglamento de Auditoría de la institución y el Código Penal al señalar que el Gobierno tenía los recursos suficientes para saldar una deuda de más de cinco meses con las alcaldías y no retrasar en septiembre el salario de los empleados de la Asamblea Legislativa.
Zelaya aseguró que es "mentira" que la cartera de Hacienda tuviera ese dinero para pagar el Fondo para el Desarrollo Económico y Social (Fodes), que debe ser equivalente al 10 % de los ingresos que tenga el Gobierno.
"Él (Anzora), para hacer campaña electoral, salió a dar declaraciones (...) afectando el prestigio del Ministerio de Hacienda", sostuvo Zelaya.
El fiscal general, Raúl Melara, reveló el lunes que la CCR avisó sobre esta supuesta irregularidad en el manejo de fondos, por lo que se abrió una investigación penal.
"El día viernes recibimos un aviso por parte del presidente de la CCR (Roberto Anzora) en el cual se hacen algún tipo de observaciones precisamente a la asignación de fondos para el Fodes, nosotros estamos iniciando la investigación para ver a qué es lo que eso conlleva", dijo Melara en rueda de prensa.
Esta deuda con las alcaldías generó las dos primeras manifestaciones con cientos de personas contra el Gobierno de Nayib Bukele.
El pasado 12 de noviembre, representantes del Ministerio Público indicaron que la Unidad Anticorrupción abrió 17 investigaciones penales solo contra el Ministerio de Salud, por lo que fueron registradas sus oficinas por el uso de dinero para comprar insumos para enfrentar la pandemia de la covid-19.
Esta es la primera gran investigación por posibles delitos de corrupción que enfrenta el Ejecutivo de Bukele en menos de un año y medio en el poder.
Desterrar la corrupción de la administración pública se convirtió en un punto de honor en la agenda de Bukele durante la campaña electoral, en la que criticó constantemente a los partidos de sus adversarios por su supuesta relación con casos de malversación de fondos públicos.