El jefe de la ONU pide la "apertura de corredores humanitarios" en Etiopía

El secretario general de la ONU, Antonio Guterres, pidió este viernes "la apertura de corredores humanitarios" para ayudar a la población atrapada por los combates en la región etíope de Tigré, lamentando que las autoridades rechacen cualquier tipo de mediación.

"Estamos muy preocupados por la situación en Etiopía" y "el impacto humanitario dramático" que provoca, incluido en Sudán, dijo Guterres a medios de comunicación en Nueva York.

"Estamos haciendo todo lo posible para movilizar el apoyo humanitario para los refugiados que ya se encuentran en Sudán", afirmó.

"Exigimos el pleno respeto del derecho internacional, la apertura de corredores humanitarios y las treguas que podrían ser necesarias para llevar la ayuda humanitaria a las zonas de conflicto", añadió.

Actualmente la región de Tigré en Etiopía donde se desarrollan los combates "es un agujero negro", dijo por su lado un funcionario de la ONU bajo condición de anonimato.

"La verdad es que sería necesario que la ayuda humanitaria se canalice hacia las zonas de conflicto", continuó Guterres.

"Esto es una gran preocupación para nosotros. Espero que se escuchen estos llamamientos", prosiguió el jefe de la ONU. "Deseo que esto termine rápidamente y que Etiopía pueda encontrar la paz que este país necesita para su desarrollo y el bienestar de su gente".

Lamentablemente, "hasta el momento no existe un acuerdo de las autoridades etíopes para la mediación externa", deploró, e indicó que en las últimas semanas multiplicó los llamados a líderes en África y en todo el mundo.

"Esta es probablemente la razón por la que este tema aún no ha sido discutido en el Consejo de Seguridad de la ONU y no ha surgido ninguna iniciativa de él", agregó. "Estamos totalmente a disposición de la Unión Africana", presidida por Sudáfrica, "para apoyar cualquier iniciativa" de esta organización, concluyó.

prh/dax/dg/gma