Mayor ETF del mundo está perdiendo efectivo al ritmo más rápido

infobae-image

(Bloomberg) -- El mayor fondo cotizado del mundo está perdiendo efectivo a un ritmo más rápido que el resto del sector ya que los inversores buscan tarifas más bajas en medio de una ola de recorte de costes.

Los operadores han retirado US$33.000 millones del SPDR S&P 500 ETF Trust (SPV) en lo que va de año, la mayor cantidad del sector, según datos recabados por Bloomberg. El éxodo fue mayor en febrero y marzo, cuando la pandemia de coronavirus sacudió los mercados mundiales, pero las retiradas pusieron al fondo de US$294.000 millones, que sigue al índice de referencia de renta variable estadounidense, en contra de la tendencia más amplia de todo el sector de ETF en su conjunto, que ha atraído US$119.000 millones en 2020.

A medida que los emisores se apresuran a reducir costes, la relación de gastos relativamente alta de SPY podría ser una de las razones que limitan su repunte. El ETF cobra una comisión del 0,095%, aproximadamente el triple del coste de invertir en tres de sus competidores principales. Ello significa que los inversores que están volviendo al mercado pueden estar gravitando hacia opciones más baratas, según analistas.

“A medida que el mercado se recuperaba, los inversores volvían a poner ese dinero en productos de bajo coste”, dijo Nate Geraci, presidente de la firma de asesoría de inversiones ETF Store en Overland Park, Kansas. “Mi expectativa es que SPY continuará ‘sangrando’ activos, independientemente del entorno del mercado, a medida que los inversores continúen acudiendo en masa a competidores de tarifas más bajas”.

Por otra parte, el ETF Vanguard S&P 500 de US$ 162.800 millones (VOO) -con una relación de gastos del 0,03%- ha recibido US$23.300 millones en 2020, la mayor cantidad del sector. Y SPDR Portfolio S&P 500 (SPLG), de más bajo coste, que tiene las mismas tenencias que SPY pero cobra un 0,03%, ha atraído US$2.900 millones en efectivo nuevo.

Vanguard Group, el segundo mayor emisor en el mercado de ETF de US$4,8 billones, ha saltado por delante de sus competidores, con ingresos de US$148.000 millones en 2020. BlackRock Inc. y State Street Corp. han atraído US$79.000 millones y US$19.000 millones, respectivamente. Si bien los flujos de Vanguard se han visto impulsados por la conversión de algunos de sus clientes de fondos mutuos a fondos cotizados de bajo coste, la tendencia solo corresponde a US$22.800 millones de sus entradas, según el portavoz de Vanguard, Freddy Martino.

“Puede que el dinero de antes de SPY no haya vuelto a SPY, sino a equivalentes de bajo coste o a fondos activos, temáticos o ESG”, dijo Linda Zhang, máxima ejecutiva de Purview Investments, con sede en Nueva York, que se especializa en análisis de ETF activos y soluciones de gestión. “Probablemente sea una combinación de ambos”.

Nota Original:World’s Biggest ETF Is Losing Cash Faster Than Any of Its Peers

©2020 Bloomberg L.P.