Comienza en Londres juicio por la muerte de migrantes vietnamitas en un camión

El juicio a cuatro británicos por la muerte de 39 migrantes vietnamitas, cuyos cuerpos fueron hallados dentro de un camión frigorífico víctimas de asfixia e hipertermia debido al encierro, se abrió este lunes en Londres.

Los dos principales sospechosos, el conductor del camión en el que fueron encontrados los cuerpos y un norirlandés, que se cree que habría organizado los movimientos de los conductores que participaron en el tráfico, por su parte se habían declarado culpables, y en una audiencia posterior se determinarán sus condenas.

Los otro cuatro hombres ahora juzgados, de entre 23 y 43 años, están acusados de homicidio involuntario y/o ayudar a la inmigración ilegal. Todos rechazan los cargos. Este proceso está previsto que dure seis semanas.

Tras la selección, este lunes, de las 22 personas entre las que se elegirá a los miembros del jurado, la audiencia sobre el fondo del caso tendrá lugar el miércoles.

El 23 de octubre de 2019, los cadáveres de 31 hombres y ocho mujeres, entre los cuales dos adolescentes de 15 años, fueron encontrados en un camión frigorífico en la zona industrial de Grays, al este de Londres. Éste procedía del puerto belga de Zeebrugge.

Entre las víctimas, Pham Thi Tra My, de 26 años, había enviado un SMS escalofriante a sus familiares, algunas horas antes de ser descubiertos los cuerpos: "Mamá, papá, los quiero muchísimo. Me muero, ya no puedo respirar".

Numerosas víctimas de este drama procedían de una región pobre del centro de Vietnam, donde las familias se endeudan en miles de dólares para poder enviar a uno de los suyos al Reino Unido, a través de redes clandestinas, con la esperanza de que encuentren un empleo bien remunerado.

- Semi-esclavitud -

La tragedia ha sacado a luz los potenciales peligros de la inmigración ilegal, con traficantes inescrupulosos que se aprovechan de la vulnerabilidad de los candidatos, muchos de los cuales a menudo terminan reducidos a una situación de semi-esclavitud.

Siete personas fueron condenadas el 15 de septiembre en Vietnam por su rol en este tráfico, las primeras sanciones penales impuestas en este caso.

Un tribunal de la provincia de Ha Tinh (centro) dictó contra cuatro vietnamitas, de entre 26 y 36 años, penas que iban desde los dos y medio hasta los siete años y medio de prisión. Éstos fueron declarados culpables de participar a diferentes niveles en "la organización de tráfico ilícito de migrantes". Otros tres miembros del grupo fueron sentenciados a penas de prisión en suspenso.

También fueron abiertas investigaciones en Francia y Bélgica, 13 sospechosos fueron inculpados en cada uno de estos países. Estas personas fueron detenidas en el marco de un vasto operativo policial internacional, coordinado por el organismo de cooperación judicial Eurojust.

El gobierno británico, que ha convertido el control de la inmigración ilegal posterior al Brexit en un caballo de batalla, se ha enfrentado recientemente a una cantidad sin precedentes de intentos por cruzar el canal de la Mancha desde Francia, a menudo en embarcaciones precarias provistas por los contrabandistas.

El domingo, la ministra del Interior, Priti Patel, anunció una reforma profunda del sistema de solicitud de asilo en el Reino Unido, sin brindar detalles. La prensa ha señalado propuestas como retener a los solicitantes en viejos 'ferries' desafectados e inclusive en plataformas petroleras en desuso en el mar del Norte, o en islas británicas situadas en medio del océano Atlántico.

bur-spe/gmo/ybl/age/mb

Te Recomendamos