Inflación Brasil toca máximo 4 años para julio, tasa anual sigue bajo objetivo

Imagen de archivo del edificio del Banco Central de Brasil en Brasilia, Brasil. 29 de octubre, 2019. REUTERS/Adriano Machado
Imagen de archivo del edificio del Banco Central de Brasil en Brasilia, Brasil. 29 de octubre, 2019. REUTERS/Adriano Machado

BRASILIA, 7 ago (Reuters) - La inflación de Brasil tuvo en julio su mayor aceleración para ese mes en cuatro años, según cifras publicadas el viernes, impulsada por costos de combustible y vivienda, pero la medición anual se mantuvo significativamente por debajo del objetivo del banco central para fines de año.

El Índice de Precios al Consumidor Amplio (IPCA) subió un 0,36% en julio, reportó el Instituto Brasileño de Geografía y Estadística (IBGE), casi en línea con el alza de 0,35% previsto por economistas consultados en un sondeo de Reuters.

En la medición anual, los precios subieron un 2,31% a julio, tal como anticipó la consulta.

"No es probable que el incremento de 2,3% preocupe al banco central y, con la economía aún muy débil, esperamos que la tasa Selic se mantenga en sus actuales mínimos históricos este año y el que viene", dijeron economistas de Capital Economics en una nota.

"Las presiones de precios en Brasil siguen siendo muy flojas. La tasa general está muy por debajo de la meta del banco central (...) y la inflación en casi todas las áreas de la canasta del IPC además de transporte bajaron entre junio y julio", agregaron.

El objetivo oficial para la inflación en 2020 es de 4,00% y de 3,75% para el año próximo, con un margen de tolerancia de 1,5 puntos porcentuales más o menos.

En el comunicado que acompañó la decisión de rebajar las tasas de interés a 2,00%, el banco central reconoció que la inflación estaba corriendo muy por debajo de su meta pese al recorte de los costos del crédito y a un real más depreciado.

Según el IBGE, los mayores conductores en julio fueron un alza de 0,8% en los costos del transporte y una subida de 0,8% en los costos de la vivienda. Entre ambos, representaron casi un 80% del incremento mensual general en la inflación.

De los nueve sectores cubiertos, seis mostraron inflación y tres presentaron declives de los precios en el mes, afirmó el IBGE. El vestuario vio el mayor descenso, en el mes, una caída de 0,5%.

La tasa acumulada de inflación en los primeros siete meses del año fue de 0,46%, indicó la agencia de estadísticas. El incremento anual de 2,3% marcó el segundo incremento consecutivo desde el histórico mínimo de 1,9% en mayo.

(Reporte de Jamie McGeever; Editado en español por Janisse Huambachano)

MAS NOTICIAS