Merkel rechaza un retraso en la adopción del plan de recuperación de la UE

La canciller alemana, Angela Merkel, rechazó este jueves la posibilidad de retrasar un acuerdo sobre el multimillonario plan de recuperación que la Unión Europea (UE) debate actualmente, dada la urgencia para levantar la economía europea.

"Tenemos que llegar a un acuerdo durante el verano [boreal], no puedo imaginar ninguna otra opción", dijo Merkel, cuyo país acaba de asumir la presidencia pro témpore de la UE durante seis meses.

Los 27 mandatarios de la UE se reunirán en Bruselas el 17 y 18 de julio, en su primera cumbre presencial desde el confinamiento, para discutir del plan de 750.000 millones de euros (840.000 millones de dólares) propuesto por la Comisión Europea.

Un grupo de países adeptos del rigor fiscal, apodados los "frugales", intentan frenar el gasto, que se destina principalmente a los países del sur del bloque más afectados por la epidemia de la COVID-19.

Países Bajos, Austria, Dinamarca y Suecia insisten en que el dinero se otorgue en su mayoría mediante préstamos con condiciones estrictas, en lugar de subvenciones a fondo perdido como reclaman España e Italia.

Otros países sostienen que el plan de la Comisión, basado en una emisión de deuda por esta institución en nombre de la UE, asigna mal el dinero, dando demasiado a los países del Este que nunca estuvieron en primera línea de la crisis sanitaria.

"Cada día cuenta" y "para tener éxito en esta enorme tarea, cada Estado miembro debe mirar más allá de sus pequeños propios intereses", dijo la titular de la Comisión, Ursula von der Leyen, en una rueda de prensa telemática con Merkel.

Tras el plan desvelado por la Comisión, que incluye también el futuro presupuesto de la UE para 2021-2027, el jefe del Consejo Europeo, Charles Michel, debe presentar una propuesta sobre ambos aspectos que logre la unanimidad de los 27.

Michel lleva días multiplicando los contactos con los mandatarios europeos y Leyen anunció este jueves una reunión el 8 de julio en Bruselas con Merkel, el jefe del Consejo Europeo y el presidente de la Eurocámara, David Sassoli.

Según una fuente europea, la propuesta que ultima Michel prevé conservar el volumen del plan de recuperación y reducir ligeramente el del Marco Financiero Plurianual 2021-2027 propuesto en febrero, que se saldó con un rechazo generalizado.

El monto del MFP se situaría así por debajo de 1,094 billones de euros pero por encima de 1,050 billones, el monto más bajo solicitado por uno de los 27 países. Las consultas son "positivas", pero "siempre es difícil", aseguró esta fuente.

bur-tjc/jz

MAS NOTICIAS