Expertos del gobierno contradicen a Trump ante el Congreso sobre freno a pruebas de covid-19

El principal experto en enfermedades infecciosas de Estados Unidos, Anthony Fauci, dijo el martes en una audiencia en el Congreso que el presidente Donald Trump nunca le pidió frenar las pruebas del coronavirus, tras comentarios del mandatario en ese sentido que generaron alarma.

"A ninguno de nosotros se nos ha dicho que reduzcamos el ritmo de las pruebas", dijo Fauci a un panel de la Cámara de Representantes sobre los esfuerzos para mitigar la pandemia, que ha matado a más de 120.000 personas en Estados Unidos desde el primer deceso reportado en febrero.

"De hecho, haremos más pruebas", agregó Fauci.

A su lado, otras tres autoridades sanitarias que asesoran a la Casa Blanca también respondieron "no" sin dudarlo cuando un legislador les preguntó si el presidente les había pedido que frenaran las pruebas.

Junto a Fauci, declararon también Robert Redfield, director de los Centros de prevención y lucha contra enfermedades (CDC); el secretario adjunto de Salud, Brett Giroir; y el jefe de la agencia reguladora de los medicamentos (FDA), Stephen Hahn.

A diferencia de Trump, a quien jamás se lo ha visto en público utilizando una mascarilla sanitaria desde el comienzo de la pandemia, los expertos las utilizaron durante toda la audiencia, que duró cerca de seis horas, salvo cuando les tocó hablar ante el panel.

- Contradicciones sobre testeo -

Trump, que busca la reelección en noviembre, levantó una ola de críticas el sábado cuando, en un mitin de campaña en Tulsa, Oklahoma, dijo que las pruebas para detectar la covid-19 son una "espada de doble filo", porque cuantas más se hacen, más casos se encuentran.

"Cuando haces las pruebas (...) vas a encontrar más personas, encontrarás más casos", argumentó.

"Entonces le dije a mi gente: 'Disminuyan la velocidad de las pruebas'", agregó el mandatario, ante un auditorio en el que la mayoría de los asistentes no llevaba tapabocas ni respetaba la distancia social recomendada para evitar contagios.

Más tarde, un funcionario de la Casa Blanca le dijo a la AFP que Trump estaba bromeando, lo que generó aún más molestia entre los críticos del presidente.

Pero el martes, el presidente insistió en que sus comentarios no eran chiste.

"Yo no bromeo", le dijo Trump a periodistas antes de destacar como "el mejor" del mundo el sistema de detección de la covid-19 de Estados Unidos, que según dijo ha evaluado a 25 millones de personas.

"Al tener más pruebas, encontramos más casos", dijo Trump, incluso sugiriendo que el alto número es una responsabilidad política durante un año electoral.

"Tener más casos suena mal", dijo. "Pero en realidad lo que es, es que estamos encontrando casos".

Su rival demócrata en las próximas elecciones presidenciales, el exvicepresidente Joe Biden, denunció el manejo de la pandemia de Trump.

"Es bastante simple: Si queremos salvar los trabajos de la gente y salvar la vida de la gente, necesitamos más testeos -y los necesitamos más rápido. El presidente lo está enlenteciendo intencionalmente", escribió Biden el martes en Twitter.

- "Semanas cruciales" -

Muchos estados del país han levantado prácticamente todas las medidas de confinamiento.

Sin embargo, unos 20 estados, en su mayoría del sur y el oeste, registraron repuntes en el número de infectados.

"Las dos próximas semanas serán cruciales" en la respuesta de esos rebrotes "preocupantes", advirtió Fauci al comité del Congreso.

Sin aludir directamente al mitin de Tulsa, Fauci insistió en que la gente "no debería reunirse en multitudes".

En "una manifestación o en un mitin" debe llevar y mantener puesta una mascarilla, agregó, en momentos en que se llevan adelante protestas antirracistas en varias ciudades de Estados Unidos, después del caso de George Floyd, un afroestadounidense que murió asfixiado por un policía blanco en Minnesota.

Fauci dijo también que no hablaba con el presidente Trump hacía "cerca de dos semanas y media".

- "Optimismo prudente" -

Los expertos del gobierno, en una declaración común, dijeron que los desafíos que plantea la pandemia son "históricos" y "cuantiosos", y que esta emergencia "probablemente" se extenderá.

"Nos encontramos aún plenamente en la primera ola" de la pandemia, dijo Fauci, quien agregó que "seguramente habrá infecciones de coronavirus este otoño (boreal) y esta primavera (boreal) porque el virus no va a desaparecer".

"Somos prudentemente optimistas" sobre los avances de las investigaciones para obtener una vacuna, dijo Fauci, quien espera que el tratamiento esté disponible "a fin de año" o a comienzos de 2021.

bur-ad/yow/piz/lda

MAS NOTICIAS