Socio de Beckham en Inter Miami propone a clubes bolivianos formar empresa para triplicar ingresos

El presidente del club Bolívar, Marcelo Claure, y copropietario del FC Miami junto a David Beckham, propuso este viernes a los equipos de Bolivia formar una empresa que administre sus derechos, como el de televisación, lo que permitiría casi triplicar sus ingresos.

Según Claure, que opera en el rubro de las telecomunicaciones en Estados Unidos y es dueño del Inter Miami FC de la Liga estadounidense junto al exastro inglés Beckham, la creación de esa empresa podría redituarles a los clubes en diez años al menos 104 millones de dólares.

El contrato por televisión le genera al fútbol boliviano unos 3,5 millones de dólares anuales y, según la iniciativa, el eventual nuevo contrato les permitiría a los clubes ingresar 104 millones de dólares en diez años, es decir, casi triplicar anualmente los montos actuales.

"Nuestra propuesta es la creación de una empresa de fútbol dedicada a comercializar nuestros propios derechos de fútbol", afirmó Claure, durante una videoconferencia a la que fueron invitados los dirigentes de clubes del fútbol boliviano.

Esta empresa, explicó, estaría conformada por los 14 equipos de la primera división, más inversionistas.

Uno de los beneficios es "incrementar exponencialmente los ingresos para mejorar nuestro fútbol y salir de esta crisis en la que estamos inmersos".

Bolivia está ubicada en el puesto 75 del ranking de la FIFA.

Una empresa permitiría "garantizar de que los clubes bolivianos van a recibir un mínimo de unos 104 millones de dólares y esperamos que este número crezca hasta 180 millones de dólares", dijo.

Un 50% del monto sería dividido en partes iguales entre todos los equipos y el resto en base a un cálculo de desempeño.

Claure planteó en los últimos días que la Federación Boliviana de Fútbol (FBF) termine su contrato con una empresa que paga por el derecho de transmitir el torneo doméstico del fútbol profesional 3,5 millones de dólares anuales.

El mandamás del laureado Bolívar aseguró que "el fútbol boliviano hoy día vive la crisis más grande de su historia y que el Covid-19 lo ha dañado aún más". Según su cálculo, el fútbol boliviano le reditúa anualmente a los clubes solo unos 10 millones de dólares.

El torneo local está paralizado desde marzo, cuando el gobierno decretó una cuarentena nacional para frenar la expansión del virus, que a la fecha contagió hasta este viernes a 16.165 personas y dejó 533 decesos.

La FBF ha trabajado en propuestas para el retorno del campeonato local, aunque debido a la evolución de la pandemia la fecha es todavía incierta.

La Federación discutía con el Ministerio de Deportes la reanudación del torneo, pero éste fue eliminado por el gobierno por motivos de austeridad.

jac/rb/fj/ol

MAS NOTICIAS