Chilenos se sacuden el estrés durante la pandemia con música tropical

Decenas de chilenos se sacudieron el viernes el estrés por el encierro, bailando desde sus balcones con la música tropical de la "Sonora Cuarentena", que realizó un concierto sorpresa en una comuna de Santiago, la capital chilena que entra en cuarentena total por el coronavirus.

Los vecinos de la villa Frei, un enorme conjunto de edificios ubicado en la comuna de Ñuñoa (este de Santiago) bailaron desde sus balcones los compases de las cumbias y salsas que interpretó la Sonora Cuarentena, una banda de cinco músicos profesionales que han realizado presentaciones sorpresas en seis barrios de Santiago para animar a la gente en medio de la pandemia.

Tras un animado show de media hora, la Sonora concluyó su presentación bajo los aplausos de estos vecinos de Ñuñoa, comuna que ya estuvo en cuarentena por siete semanas hasta el 6 de mayo y que volverá ahora al confinamiento que rige desde el viernes en todo Santiago y que afectará a unas siete millones de personas.

"Llevamos mucho tiempo encerrados, alcanzamos a tener una semana afuera de cuarentena, así que yo creo que la música en general siempre hace bien para el alma", sostuvo Priscila, de 32 años, una de las vecinas que disfrutó del show.

Los músicos, que armaron sus instrumentos en un parque de juegos, actúan con overoles rojos y pasamontañas negros con el fin de ocultar su identidad y sólo se reconocen por su rol en la banda. Para realizar el show, ponen como condición que la gente no salga y disfrute de la música desde sus casas y balcones para evitar contagios.

"Hoy día, cuando la gente está encerrada, no se puede juntar, no puede disfrutar, quizás la responsabilidad de los músicos es llevarle música, alegría y entretención", sostuvo el cantante, líder de la banda.

El grupo fue invitado a tocar a Villa Frei por Daniella Stoddard, una profesora de canto de 37 años, quien desde hace casi dos meses interpreta desde su balcón una canción por noche de distintos estilos musicales para entretener a sus vecinos.

"Esto es un regalo para la gente, es nuestra forma de decir ¡vamos!", afirmó Daniella.

msa/gma

MAS NOTICIAS