El desempleo sube a 11,6% en Brasil, en dato previo a la crisis sanitaria

El índice de desempleo en Brasil aumentó a 11,6% en el trimestre móvil diciembre-febrero, 0,4 puntos porcentuales más que en noviembre-enero, situándose en 11,6%, según datos oficiales divulgados el martes que aún no reflejan el impacto de la crisis sanitaria mundial.

El incremento coincide con la expectativa promedio de 26 analistas consultados por el diario Valor, y se debe a un descenso del número de contrataciones después de una suba habitual a fin de año, explicó el instituto oficial de estadísticas IBGE.

Brasil tenía en febrero 12,3 millones de personas en busca de empleo, volviendo a superar la barrera de los 12 millones por primera vez desde octubre de 2019. En noviembre, la cifra había caído por debajo de esa marca por primera vez desde 2016.

El índice de 11,6% en diciembre-febrero sigue ostentando pese a todo una mejora respecto al 12,4% del mismo periodo del año pasado.

Pero las expectativas de nuevas mejoras sufrieron un serio deterioro debido a la pandemia de nuevo coronavirus, que golpeó a los principales mercados de Brasil y está llegando a la principal economía latinoamericana, donde desde hace una semana se aplican medidas de cuarentena en sus principales ciudades.

Las proyecciones oficiales de crecimiento económico cayeron de 2,4% antes de la crisis a un crecimiento nulo para 2020, y los mercados prevén una contracción de 0,48%. Si el parate durase tres meses, la contracción podría ser de 1,8% según un informe publicado el lunes por el Instituto de Investigaciones Económicas Aplicadas (IPEA, dependiente del Ministerio de Economía).

Un informe publicado por el diario Valor a fines de la semana pasada prevé una "explosión" del desempleo que puede alcanzar de 13,5% a 20% de la fuerza de trabajo en el segundo trimestre.

El gobierno anunció la semana pasada un plan de unos 8.000 millones de dólares para ayudar a las pequeñas y medianas empresas a pagar salarios, a condición de no despedir personal.

El monto fue considerado insuficiente por analistas.

El presidente Jair Bolsonaro critica las medidas de confinamiento, afirmando que podrían generar desocupación en masa y un "caos social" en un país donde un 40% de la fuerza de trabajo pertenece al sector informal.

Esa postura va en sentido contrario a la de la mayoría de los países más afectados por el coronavirus, que temen la muerte de decenas de miles de personas sin medidas de cuarentena.

lg/js/mr

MAS NOTICIAS