Venezuela entra en cuarentena tras subir a 33 infectados por coronavirus

Un hombre con una máscara protectora en respuesta a la propagación del coronavirus (COVID-19), cerca de un niño en el aeropuerto internacional Simón Bolívar en Maiquetía. 15 de marzo de 2020. REUTERS/Carlos Jasso
Un hombre con una máscara protectora en respuesta a la propagación del coronavirus (COVID-19), cerca de un niño en el aeropuerto internacional Simón Bolívar en Maiquetía. 15 de marzo de 2020. REUTERS/Carlos Jasso

Por Angus Berwick y Deisy Buitrago

CARACAS, 16 mar (Reuters) - El presidente Nicolás Maduro anunció que Venezuela entrará en cuarentena desde el martes, en un intento de mantener a la población en sus hogares y cortar la expansión del nuevo coronavirus.

El mandatario anunció que el lunes detectaron 16 nuevos infectados, incluido un diplomático, lo que elevó a 33 el número de casos del país sudamericano, que enfrenta años de recesión, hiperinflación y un débil sistema de sanitario.

"Es indispensable, es necesario, es la respuesta", dijo Maduro en una cadena de radio y televisión desde el palacio de Miraflores.

El lunes inició una cuarentena en Caracas y otros seis estados del país sudamericano. En la capital, las calles estaban tranquilas y con puestos de control militar desplegados en varios puntos.

El mandatario dijo que la cuarenta del lunes fue un "éxito", pero que necesitaban medidas más drásticas para detener la propagación.

"Apenas está empezando la crisis, crisis, crisis cruda (...) no estoy exagerando", agregó.

Muchos venezolanos temen contraer el virus porque saben que hay pocos recursos para tratarlo. El gobierno ha exhortado a la población a comprar mascarillas o confeccionarlas para protegerse de la enfermedad.

El líder opositor Juan Guaidó, reconocido por más de 60 países como el presidente encargado del país petrolero, dijo que obtuvo unos 3.500 kits de protección que prevé entregar en los cinco principales hospitales de la nación.

Dentro de algunos supermercados del este de la ciudad había policías que no dejaban ingresar a aquellos que no tuviera tapabocas.

Las autoridades venezolanas establecieron el lunes puntos de control militar en las vías principales de ingreso a Caracas y rechazaban a algunos conductores, según testigos de Reuters.

Sectores exceptuados de la cuarentena por el gobierno -como el de los alimentos- anticipan que la contingencia podría extenderse unos 45 días y esperan apoyo oficial para la importación, nacionalización y movilización de materia primas, de acuerdo con representantes del sector.

La industria de alimentos de Venezuela dijo el lunes que continuará con las labores de producción de alimentos y pidió a la población a evitar las compras nerviosas, de acuerdo a un comunicado emitido por el gremio.

Las medidas dispararon las colas en supermercados, farmacias y estaciones de gasolina en un país que sufre desde hace años de intermitentes fallas en el suministro de insumos básicos, bajo una recesión e hiperinflación.

"Estamos haciendo compras nerviosas, ¿qué más vamos a llevar?, el coronavirus se vino", dijo Juan José Duarte, de 56 años, sosteniendo dos paquetes de harina de maíz en medio una fila de compradores en la ciudad fronteriza de San Cristóbal, donde quedó limitado el suministro de combustible a cada seis días por conductor.

La Federación Médica Venezolana advirtió que ninguno de los 46 hospitales, de la red de 301 centros nacionales, designados por el gobierno como referentes para tratar casos sospechosos están en condiciones de atender pacientes debido a fallas de servicios, equipos y medicinas.

Maduro dijo que los precios del petróleo venezolano están por debajo de los costos de producción, en medio del colapso de las cotizaciones en la última semana debido a una menor demanda por el coronavirus.

(Reporte adicional de Vivian Sequera y Mayela Armas en Caracas, Mariela Nava en Maracaibo, Anggy Polanco en San Cristóbal, Mircely Guanipa en Maracay y María Ramírez en Puerto Ordaz. Editado por Juana Casas y Manuel Farías)

MAS NOTICIAS