ONU acorta sesión sobre los derechos de la mujer por coronavirus

Naciones Unidas adoptará el lunes una declaración simplificada sobre los derechos de la mujer que busca preservar los avances logrados ante nuevas amenazas pero que no impulsa nuevas formas de progreso hacia la igualdad.

El tema será abordado durante la 64ª sesión de la Comisión de la Condición Jurídica y Social de la Mujer, que se ha acortado drásticamente de dos semanas a una reunión de una hora por el brote mundial de coronavirus.

Originalmente, la convocatoria tenía 12.000 asistentes.

Pero el secretario general de la ONU, Antonio Guterres, ha pedido a los estados miembros no enviar delegaciones a Nueva York, y cancelar debates y otros eventos relacionados con el encuentro que cada año es el segundo mayor después de la Asamblea General.

El texto a ser adoptado sigue la línea de la Declaración y Plataforma de Acción de Pekín en 1995, que buscaba promover la emancipación y el progreso de la mujer alrededor del mundo.

Francia planea ser sede de una conferencia de seguimiento en julio, titulada "Pekín+25", cuyo objetivo es ayudar a proteger y asegurar los avances que las mujeres han hecho en el pasado cuarto de siglo.

"La situación (de las mujeres) no es en absoluto donde deberíamos estar tantos años después de la reunión de Pekín", dijo Olof Skoog, embajador de la Unión Europea ante la ONU, quien consideró que ello obedece a "un retroceso político activo en muchos países".

Para garantizar el éxito de la declaración, los negociadores eliminaron cualquier referencia a la salud reproductiva, a la que se opusieron los funcionarios estadounidenses por alentar el aborto, y descartaron cualquier mención sobre familias, debido a las opiniones conservadoras de países como Argelia, Egipto, Rusia y Arabia Saudita, dijeron diplomáticos.

"La ambición de este año era proteger lo que tenemos, en lugar de avanzar en los problemas", reconoció Skoog.

La declaración expresa la preocupación de la ONU de que "en general, el progreso no ha sido lo suficientemente rápido o profundo, que en algunas áreas el progreso ha sido desigual y que existen grandes brechas".

Un diplomático señaló que el 75% de los miembros de los parlamentos en todo el mundo siguen siendo hombres. Veinticinco años después de Pekín, "ningún país ha logrado la igualdad de género", señala el texto de la declaración.

"Los niveles significativos de desigualdad persisten a nivel mundial, y muchas mujeres y niñas experimentan formas múltiples y entrelazadas de discriminación, vulnerabilidad y marginación".

Una declaración de la ONU sobre mujeres es aprobada cada cinco años.

prh/bbk/bgs/mls/yow

MAS NOTICIAS