Nuevos elementos en Reino Unido sobre el secuestro de hija de emir de Dubái

La investigación de la policía británica sobre el secuestro, hace 20 años en Cambridge, de la princesa Sheikha Shamsa, hija del emir de Dubái, será reevaluada tras los nuevos elementos aportados esta semana por su padre y una de sus esposas, indicó el sábado la policía.

En el marco de la batalla judicial que enfrenta esta semana en Reino Unido a Mohamed bin Rashed al Maktum, jefe del gobierno de Emiratos Árabes Unidos, y a su sexta esposa, la princesa Haya de Jordania, un juez londinense estimó que el emir de Dubái "ordenó y orquestó" el secuestro de la princesa Shamsha, y también el de su hermana Latifa.

Según el tribunal, la princesa Shamsa había huido en 2000, cuando tenía 19 años, de la casa familiar ubicada en el condado de Surrey, en Inglaterra, pero luego fue secuestrada en Cambridge por hombres que trabajaban para su padre, y que la reenviaron de manera forzada a Dubái.

Cuando investigó el supuesto secuestro de la princesa en 2001 y en 2017, los elementos que tenía la policía de Cambridgeshire "no le permitieron ir más lejos", afirmó en un comunicado la policía de esta región del norte de Londres.

"Pero a la luz de la publicación del juicio [de esta semana], se reexaminarán algunos aspectos del caso", agregó.

Según el fallo de la justicia británica publicado el jueves, la hermana de la princesa Shamsa, la princesa Latifa, también fue secuestrada dos veces, tras dos intentos infructuosos de huir de su país en 2002 y 2018.

Las asociaciones de defensa de derechos humanos piden la liberación de las dos hermanas que, según el tribunal, siguen desde entonces "privadas de su libertad".

cdu/jhd/me/jvb

MAS NOTICIAS