SAN JOSÉ, 25 feb (Reuters) - Un dirigente indígena de Costa Rica fue asesinado en la noche del lunes durante una disputa por recuperación de tierras contra personas ajenas a las comunidades nativas del sur del país centroamericano, informaron autoridades policiales.

El líder de la etnia brörán Yehry Rivera murió por heridas de arma de fuego en la comunidad Térraba, según los reportes, un año después del asesinato de otro dirigente indígena en el territorio aledaño Salitre, ambos en la provincia de Puntarenas.

El principal sospechoso de matar a Rivera es un finquero de apellido Varela que se entregó herido a las autoridades horas después del ataque, dijo el Ministerio de Seguridad Pública.

Rivera murió durante una pelea con cuchillos y armas en un intento por expulsar a los terratenientes que ocupan una parte de los espacios otorgados por ley a la población indígena de distintas etnias.

Organizaciones como la Mesa Nacional Indígena y el Frente Nacional de Pueblos Indígenas (Frenapi) condenaron la muerte del dirigente y culparon al Estado por la falta de medidas de seguridad y por permitir que sus tierras las ocupen invasores.

"Exigimos al Estado de Costa Rica que haga cumplir las medidas por la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) desde el 30 de abril del 2015 a favor de los territorios Salitre y Térraba para garantizar la vida y protección integral de ambos pueblos", dijo Frenapi en un comunicado.

La representante de Naciones Unidas en Costa Rica, Alice Shackelford, también repudió el asesinato de Rivera. "Justicia, seguridad y devolución de las tierras a los pueblos indígenas son críticos", escribió en Twitter.

Los brörán son parte de uno de los ocho grupos indígenas que poseen 24 territorios reconocidos por ley en este país donde el 2.4% de la población se considera indígena, según el Censo del año 2011.

(Reporte de Álvaro Murillo, editado por Abraham González y Javier Leira)