Nueve mineros de Lesoto empleados de forma ilegal fueron "lapidados a muerte" el viernes en un suburbio de Johannesburgo, en Sudáfrica, por un grupo de mineros rivales, anunció el sábado la policía, que denunció un "acto salvaje".

La policía "investiga" el asesinato de nueve ciudadanos de Lesoto "implicados en actividades mineras ilegales que fueron lapidados a muerte en Matholeville [...] por 'zama zamas' [mineros ilegales] oriundos de Lesoto", un pequeño reino enclavado en Sudáfrica.

Los cuerpos de la nueve víctimas "fueron encontradas en las calles de Matholeville, mientras que una décima persona resultó gravemente herida" y fue transportada al hospital, precisó la policía en un comunicado.

"Parece" que la violencia estalló entre "grupos rivales de mineros ilegales que actúan en la zona", explicó el sábado el portavoz de la policía, Mavela Masondo, entrevistado en la cadena de televisión eNCA.

Las fuerzas de seguridad sudafricanas lanzaron una búsqueda y la policía entrevistó este sábado a 87 personas.

Sudáfrica está considerado como uno de los países más violentos del mundo.

Según estadísticas oficiales, más de 21.000 personas fueron asesinadas allí en un año, entre abril de 2018 y marzo de 2019, es decir, una media de 58 asesinatos diarios.

Entre 8.000 y 30.000 mineros contratados ilegalmente, "zama zamas" ("los que prueban su suerte" en zulú) operan en el país, según la Comisión sudafricana de Derechos Humanos.

Estos trabajadores asumen un enorme riesgo al trabajar en túneles y pozos abandonados. Además, tienen que hacer frente a otro peligro creciente, el de las pandillas, que suelen estar implicadas en ajustes de cuentas.

En septiembre de 2015, al menos 20 personas perdieron la vida en actos violentos protagonizados por pandillas de mineros irregulares en la región de Johannesburgo, otrora capital mundial de la producción de oro.

"La explotación ilegal de minas y el crimen organizado están íntimamente ligados. Los 'zama zamas' suelen ir fuertemente armados, tienen explosivos y organizan emboscadas" contra "los empleados, los guardias y los grupos rivales de mineros ilegales", según un informe de la Cámara sudafricana de Minas.

bed/sba/jvb/mis