El Óscar decidió servir este año un menú mayoritariamente vegano, pero el chef Wolfgang Puck no dejará de incluir clásicos como el caviar, la carne wagyu y sus famosos bocadillos de salmón ahumado en forma de la codiciada estatuilla.

"Trabajamos con todos los productos porque aunque a la gente le gusta lo vegano, la mayoría come carne y pescado", dijo este viernes Puck, quien desde hace 26 años está al frente de una de las fiestas más prestigiosas de Hollywood.

La Academia del cine de Estados Unidos decidió que durante la ceremonia del 9 de febrero, el menú sería 70% vegano.

Formado en la cocina tradicional en Francia, donde aprendió  en prestigiosos restaurantes antes de emigrar a Estados Unidos, Wolfgang Puck, de 70 años, insiste en que él mismo no es vegetariano, lo que no le impide disfrutar de la cocción de productos vegetales.

"Es divertido para nosotros también, queremos que todos sean felices y finalmente podamos hacer comida vegetariana que realmente sepa bien sin extrañar la carne o el pescado".

Al frente de un imperio gastronómico que incluye docenas de restaurantes, desde Beverly Hills a Singapur y el Reino Unido, Puck ya ofrece en sus establecimientos "menús de degustación vegetarianos" por lo que asegura que enfrentó pocos problemas para adaptarse al cambio de última hora decidido por la Academia.

"Es fácil porque tenemos todos los chefs de nuestros diferentes restaurantes a los que puedo llamar y preguntarles: '¿Qué haces vegano?'".

Como resultado el chef y su armada de cocineros pudieron añadir 18 platos vegetarianos al menú que ya habían preparado para la cena de gala que se servirá a unos 1.500 invitados.

El tempura de batata con alioli de menta y cilantro estará junto a la hamburguesa miniatura wagyu del chef Puck en los entremeses. Y el pastel de pollo con trufa negra acompañará platos como el tagine y el cuscús con verduras, o la berenjena en salsa húngara sobre un lecho de arroz negro.

En la sección pastelera, el chef francés Kamel Guechida no se amilanó al tener que dejar de lado la mantequilla y los huevos. "Todas las materias primas pueden hacer un postre exquisito", aseguró.

"Usamos mucha leche de almendras y de coco, y sorteamos las dificultades encontrando sustitutos"... como el chocolate vegano de Valrhona, que le permitirá hacer las famosas estatuillas doradas que imitan los Óscars.

Se prepararán unas 5.000 piezas para la gala del 9 de febrero, que se traduce en unos 400 kg de chocolate.

ban-jt/lp