Nadal escapa a la trampa de Kyrgios, Muguruza también viaja a cuartos

Rafael Nadal tuvo que tirar de todo su repertorio físico, táctico y mental para salir de la trampa de Nick Kyrgios, al que derrotó por 6-3, 3-6, 7-6 (8/6) y 7-6 (7/4), este lunes en octavos del Abierto de Australia, superados también por Garbiñe Muguruza.

El duelo estelar en la Rod Laver Arena estuvo marcado, como toda la jornada en Melbourne, por el fallecimiento de Kobe Bryant el domingo.

"Escuché la noticia al levantarme esta mañana, es muy triste, es uno de los más grandes deportistas de la historia. Merece un aplauso", dijo Nadal tras el partido, luciendo una gorra negra de los Lakers.

Antes, en el calentamiento, Kyrgios había portado la camiseta dorada de los Lakers con el mítico dorsal 8 de Bryant.

"El básquet es casi mi vida. Cuando vi la noticia, estaba muy afectado. No habrá nadie como él. Pero si me afectó de una manera, fue para motivarme, solo me pudo ayudar esta noche", señaló en rueda de prensa, de nuevo vestido de los Lakers.

En su mejor actuación en lo que va de torneo, Nadal supo domar a la estrella local, que pagó el peaje físico y mental de jugar con el número 1 mundial y cedió en los dos tie breaks que definieron el partido.

- 'Imposible controlar' -

"¿Qué puedo decir de Nick? Cuando juega como hoy, con actitud positiva, es muy bueno para nuestro deporte", dijo Nadal, campeón en Australia en 2009 y que busca igualar los 20 Grand Slams de Roger Federer.

"Fue un partido realmente duro. Se podría decir que controlé el primer set, pero de hecho contra Nick es imposible controlar. Se vio en el segundo set", analizó el español.

Nadal jugará por una plaza en semifinales con Dominic Thiem (5º ATP), al que ha batido en las dos últimas finales de Roland Garros. El austriaco se impuso al francés Gael Monfils; 6-2, 6-4 y 6-4.

Además el suizo Stan Wawrinka (15º) sorprendió al número cuatro del mundo, el ruso Daniil Medvedev, en cinco reñidos sets; 6-2, 2-6, 4-6, 7-6 (7/2) y 6-2.

"Una vez más un partido fantástico. El nivel fue tan alto", celebró Wawrinka, que había vencido en cuatro sets al bosnio Damir Dzumhur en primera ronda y luego en cinco sets al italiano Andreas Seppi en segunda vuelta, antes de beneficiarse con el abandono del croata Marin Cilic en el segundo set de su partido por la tercera ronda.

El campeón de Australia en 2014 jugará ahora con el alemán Alexander Zverev (7º), que batió al ruso Andrey Rublev (16º ATP) con un triple 6-4 en un duelo entre dos de los mejores jóvenes del circuito.

- '¿A quién le importa el ranking?' -

En categoría femenina Muguruza fue muy superior a la holandesa Kiki Bertens (doble 6-3). "El primer día no estaba muy cómoda. Pero mejoro cada día", dijo la española, que nunca ha llegado a semifinales en siete participaciones en Melbourne.

La ex número uno mundial, de 26 años, ha ganado dos torneos del Grand Slam (Roland Garros en 2016 y Wimbledon en 2017), pero no ha alcanzado los cuartos de una gran competición desde la semifinal de Roland Garros en 2018.

Muguruza elogió a su entrenadora, la campeona de Wimbledon en 1994 Conchita Martínez, que regresó a su lado al principio de esta temporada: "Al ser una exjugadora me entiende muy rápido. No es una garantía, pero estoy contenta de tenerla en mi equipo".

La tenista nacida en Caracas recupera su mejor nivel, tras haber finalizado 2019 en el puesto 36, por primera vez fuera del Top-20 desde 2014.

"Honestamente, ¿a quién le importa el ranking? Ni siquiera conozco el de las jugadoras a las que me enfrento. Ya no me importa", señaló.

En cuartos jugará ante la rusa Anastasia Pavlyuchenkova (N.30), que batió a la alemana Angelique Kerber; 6-7 (5/7), 7-6 (7/4) y 6-2.

Halep, tercera del mundo, se clasificó al derrotar a la belga Elise Mertens (17ª) por 6-4 y 6-4.

Jugará con la estonia Anett Kontaveit (N.28), que derrotó a la polaca Iga Swiatek; 6-7 (4/7), 7-5 y 7-5.

ig/pm

MAS NOTICIAS