La oenegé Transparencia Internacional denunció que Brasil es víctima de "injerencias" del presidente Jair Bolsonaro en los órganos anticorrupción, en su informe anual publicado el jueves.

Bolsonaro puso durante su campaña, en 2018, la lucha contra la corrupción en el centro de su programa, pero Brasil -lamentó TI- ha sufrido en este terreno "una serie de reveses jurídicos e institucionales".

La oenegé denunció una "injerencia política creciente en las instituciones de lucha contra la corrupción por el presidente Bolsonaro".

Asimismo, lamentó decisiones de la Corte Suprema que complican la lucha anticorrupción, como la anulación de confesiones negociadas o delaciones recompensadas.

"La corrupción sigue siendo uno de los mayores obstáculos para el crecimiento económico y el desarrollo social de Brasil", subrayó TI en su informe anual.

Transparencia Internacional clasifica cada año a 180 países en función de su nivel percibido de corrupción en el sector público.

La clasificación queda dominada, como en los años anteriores, por los países nórdicos, con Dinamarca a la cabeza, y Nueva Zelanda (2e). Somalia sigue en el extremo inferior, por detrás de Yemen, Siria y Sudán del Sur.

La oenegé destaca la situación de Malta, marcada por el asesinato en 2017 de la periodista Daphne Caruana Galizia y el cuestionamiento de una parte de la clase política, incluido el ex primer ministro Joseph Muscat.

La isla está, según TI, "sumida en la corrupción".

"Varios escándalos vinculados a los 'Papeles de Panamá'" o al dispositivo de los "visados de oro", que permite conceder la ciudadanía maltesa a inversores extranjeros acaudalados "contribuyen también a la disminución" de Malta en la clasificación, explica TI.

La oenegé destaca, en cambio, que en Angola, que sale de "cuatro décadas de dictadura", la lucha contra la corrupción produce efectos.

TI celebró en particular la destitución de Isabel Dos Santos de la compañía nacional petrolera Sonangol.

Dos Santos, quien fue proclamada como la mujer más rica de Africa por la revista estadounidense Forbes en 2013, fue acusada el lunes por el Consorcio Internacional de Periodistas de Investigación (ICIJ) del desvió de cientos de millones de dólares de dinero público hacia cuentas personales.

mat/cfe/mis/mb