Greek lawmakers attend a parliamentary session on a presidential vote at the parliament in Athens, Greece, 22 January, 2020. REUTERS/Costas Baltas
Greek lawmakers attend a parliamentary session on a presidential vote at the parliament in Athens, Greece, 22 January, 2020. REUTERS/Costas Baltas

ATENAS, 22 ene (Reuters) - La magistrada Katerina Sakellaropoulou se convirtió el miércoles en la primera mujer en presidir Grecia tras ser elegida jefa de Estado del país con el respaldo de un Parlamento rara vez tan unido.

Sakellaropoulou, de 64 años, era la presidenta del Consejo de Estado, el máximo tribunal administrativo de Grecia. Sucederá en el cargo a Prokopis Pavlopoulos, cuyo mandato de cinco años expira en marzo.

En el habitualmente fragmentado mundo de la política griega, la candidata del partido conservador fue respaldada por los partidos de la oposición, incluyendo el izquierdista Syriza, que perdió el poder en las elecciones del pasado mes de julio.

Sakellaropoulou fue respaldada por 261 de los 300 miembros del Parlamento.

Procedente de la ciudad norteña de Salónica, la magistrada se convirtió en la primera mujer al frente del Consejo de Estado en 2018 con el apoyo del entonces Gobierno de izquierda.

Divorciada, vive en el centro de Atenas y tiene una presencia activa en las redes sociales, habiendo escrito numerosos artículos sobre la protección del medio ambiente. Preside una sociedad sobre derecho medioambiental y es una gran amante de los gatos.

Durante décadas, el fracaso del Parlamento en la elección de un presidente en Grecia desembocaba a menudo en unas nuevas elecciones. Tras una reciente reforma, el proceso de selección de un presidente puede llegar a tomar cinco rondas de votaciones parlamentarias, con un umbral que comienza en 200 votos y que va disminuyendo gradualmente hasta llegar a la mayoría simple de los presentes en la sala.

(Editado por William Maclean. Editado en español por Marion Giraldo y Darío Fernández)