La embajada de Estados Unidos en Bagdad, que el martes fue asaltada por una turba proiraní, instó el viernes a sus ciudadanos a irse de Irak "inmediatamente", pocas horas después de la muerte del poderoso general iraní Qasem Soleimani en un bombardeo estadounidense.

La cancillería instó a los estadounidenses en Irak a irse "en avión mientras sea posible", ya que el bombardeo tuvo lugar en el aeropuerto de Bagdad, o "hacia otros países por vía terrestre". Los principales pasos fronterizos de Irak llevan a Irán y a una Siria en guerra, aunque también hay otros pasos hacia Arabia Saudita y Turquía.

mjg/sbh/on/af/mar