SAN PETERSBURGO, Rusia (AP) — Once personas fueron halladas culpables el martes de perpetrar un atentado con bomba en el tren subterráneo de San Petersburgo en Rusia.

Uno de los acusados fue sentenciado a cadena perpetua y los otros 10 _nueve hombres y una mujer_ recibieron penas de entre 19 y 28 años.

El atentado ocurrió el 3 de abril de 2017. Murieron 16 personas, entre ellas el atacante suicida. Más de 50 personas resultaron heridas.

La policía arrestó a 20 personas en conexión con el ataque y calificó a 11 de ellas de cómplices. Los detenidos insisten en que son inocentes y que fueron torturados en la cárcel para confesar delitos que no cometieron.

Sus abogados anunciaron que apelarán la decisión.