Los médicos y enfermeros del Hospital General de Cabimas, en el estado Zulia, declararon el estado de emergencia ante la falta de insumos médicos y quirúrgicos que sufre el centro de salud más grande de la zona.

De acuerdo con lo que informa el periódico La Verdad, el Gobierno regional no envía dinero desde hace seis meses. Esta situación hizo que el personal no cuente con productos de limpieza para asear los distintos espacios.

El subdirector del centro de salud, Manuel Morales, señaló que los trabajadores realizaron una asamblea médica extraordinaria para discutir los problemas tras las constantes quejas del personal y los usuarios.

Los trabajadores realizaron una asamblea médica extraordinaria

Morales indicó al diario regional que llevan un mes sin agua y que "a duras penas" los abastece un camión al día con 10.000 litros. Pero también afirmó que el centro asistencial requiere de 150.000 litros para mantener 100% operativo el hospital.

Entre otras deficiencias del centro hospitalario, están el mal funcionamiento de los aires acondicionados, el mal estado de los equipos de cuidados intensivos, contaminación en el quirófano y la inactividad del banco de sangre.

El quirófano está contaminado. En el lugar se pasean desde moscas hasta gusanos, por lo que no pueden intervenir a nadie. Los pacientes de la unidad de diabéticos tienen seis meses sin consultas por la falta de aire acondicionado.

LEA MÁS:

"Queremos que nos escuchen, hemos ido hasta la Gobernación en varias oportunidades y aún así no tenemos respuesta", reclama el personal.

Nereida Rondón, jefe de Traumatología, señaló además que hay pacientes con estadía de cuatro meses porque no tienen cómo operarlos. A otros por comodidad les han dado de alta porque no pueden responderles a corto plazo.

Los médicos afectados señalaron que la falta de insumos pone en riesgo su seguridad, dado que familiares de algunos pacientes se muestran agresivos cada vez que les manifiestan que no tienen los recursos necesarios.