AFP 163
AFP 163

El líder opositor venezolano Henrique Capriles defendió la decisión de la Secretaría General de la Organización de Estados Americanos (OEA) de invocar la Carta Democrática a Venezuela, que aseguró no va en contra de los ciudadanos sino del Gobierno de Nicolás Maduro. "Maduro está cada día más solo", afirmó.

"La activación de la Carta Democrática no es contra los venezolanos, sino contra el Gobierno. No se trata de injerencia, se trata de solicitar que se cumpla con la Constitución del país y que los venezolanos tengan derecho a salir de la crisis a través de un proceso electoral", dijo el opositor en un comunicado.

El también gobernador del céntrico estado Miranda aseguró que el proceso de la Carta Democrática que este martes activó el secretario general del organismo interamericano, Luis Almagro, plantea varios puntos que, consideró, son fundamentales para solucionar la crisis venezolana.

"No se trata de injerencia, se trata de solicitar que se cumpla con la Constitución del país", dijo Capriles

"Uno de ellos es que el Referéndum Revocatorio debe realizarse este mismo año. De ello depende la democracia de Venezuela", agregó Capriles para referirse al camino constitucional que la oposición venezolana intenta poner en marcha desde hace casi dos meses y con el que pretenden cesar el mandato de Maduro.

Según el ex candidato presidencial, "más del 80 %" de los venezolanos" quiere un cambio y ese cambio "va directamente relacionado con la activación del revocatorio".

Asimismo se refirió a la petición de liberar a los que la oposición considera "presos políticos", así como a "la independencia de poderes y que se deje de frenar el trabajo que se realiza desde la Asamblea Nacional (Parlamento)".

Defendió además las observaciones hechas por Almagro en el informe con el que formalizó la activación de la Carta Democrática, que se refiere a convocar a una nueva elección de las autoridades del Tribunal Supremo de Justicia, que, según los opositores, está controlado por partidarios del Gobierno chavista.

"Maduro está cada día más solo y lo que debe hacer es aceptar el revocatorio"

Cuestionó las declaraciones del embajador de Venezuela ante la OEA, Bernardo Álvarez, quien sostiene que la activación del mecanismo es "ilegal" e "irresponsable".

A juicio de Capriles, Álvarez "no representa a la mayoría de los venezolanos" y "solo defiende los intereses de Maduro y su cúpula y para defender su cuota de poder en la OEA".

El dos veces candidato a la Presidencia del país petrolero aseveró que "Venezuela no está sola" y que países como Chile, Argentina y Uruguay "son absolutamente solidarios" con la crisis venezolana.

"Maduro está cada día más solo y lo que debe hacer es aceptar el revocatorio y que los venezolanos decidamos. Llegará el momento para la justicia, para que la verdad derrote a la mentira", sentenció Capriles.

Con esto Capriles se suma a las varias voces de los opositores que dirigen la alianza de partidos Mesa de la Unidad Democrática (MUD) que han celebrado la decisión de Almagro de activar este paso sin precedentes que podría llevar a su suspensión a Venezuela del organismo hemisférico.

LEA MÁS:

Urosa sostuvo que la decisión de la OEA "revela la gravedad de la situación venezolana"

El arzobispo de Caracas, el cardenal Jorge Urosa, señaló que la decisión de la Secretaría General de la OEA de activar la Carta Democrática "revela la gravedad" de la situación que vive el país, e invitó al Gobierno y a la oposición a buscar "resolver los problemas".

"Ante eso, es necesario que el Gobierno responsablemente asuma su papel, al igual que la oposición, y busquen resolver los problemas que están planteados en el país", declaró Urosa en una entrevista con la red de información católica Aleteia y difundida por medios venezolanos.

"No se trata de traición a la patria y acusar libremente a los directivos de la Asamblea para ocultar la realidad del país", afirmó Urosa

El prelado criticó la decisión del presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, de denunciar a los directivos de la Asamblea Nacional, poder que ha planteado la activación de la Carta Democrática.

"No se trata de traición a la patria y acusar libremente a los directivos de la Asamblea para ocultar la realidad del país", expresó el jerarca católico, quien pidió "darle solución a la gente que se encuentra sufriendo en medio de una crisis humanitaria".

Henry Ramos Allup, presidente de la Asamblea Nacional de Venezuela EFE 163
Henry Ramos Allup, presidente de la Asamblea Nacional de Venezuela EFE 163

Ramos Allup dijo que la posición de Argentina en la OEA da "pena"

El presidente del Parlamento venezolano, el opositor Henry Ramos Allup, lamentó la posición de Argentina ante la Organización de Estados Americanos al promover una alternativa a la activación de la Carta Democrática invocada por la Secretaria general.

"Pena posición Argentina sesión OEA", indicó en un mensaje en Twitter el diputado opositor que señaló creía "otra cosa" del presidente argentino, Mauricio Macri, que durante su campaña y al poco tiempo de ser electo expresó una posición crítica al gobierno de su par venezolano, Nicolás Maduro.

"Cristina (Kirchner) al menos no era hipócrita", añadió Ramos Allup en referencia a la ex mandataria argentina, una de las aliadas más cercanas al Gobierno chavista.

Argentina, junto a varios estados, encabezó en la OEA la promoción de una vía conciliadora alternativa al proceso de aplicación de la Carta Democrática activada por el secretario general del organismo, Luis Almagro, que había sido solicitado por los opositores que controlan el Parlamento venezolano.