Un momento de infarto se vivió en el norte de Irak cuando un periodista de televisión transmitía en vivo y de pronto se produjo un estallido a muy poca distancia de sus espaldas. Se trató de la explosión de un coche bomba instalado por los terroristas del Estado Islámico.

El reportero, quien trabaja para la televisión del Kurdistán, no obstante, siguió la transmisión a pesar del peligro que supuso la explosión.

Con un chaleco antibalas, el periodista describió la escena como un estallido que provocó una gran nube de humo, que se extendía detrás de él, consigna Daily Mail.

LEA MÁS:

Aparentemente, el blanco del ataque habrían sido los vehículos de las fuerzas peshmergas. Sin embargo, los yihadistas no lograron destruir ninguno.

El incidente se produjo cerca del pueblo de Muftia, al oeste de Mosul.

En la escena también se pueden observar soldados peshmergas mientras el reportero transmite en vivo.

El ataque se produjo luego de que un combatiente kurdo chocara su vehículo contra un camión bomba de ISIS para salvar a otros soldados en Irak.