A fines de abril explotó la bomba con el doping positivo de Javier Toledo de San Martín de San Juan por haberle sido detectada la sustancia Oxa B12. Y la polémica no demoró en estallar, debido a que se trataba de un analgésico y antiinflamatorio con corticoides que se suministra en casos de extremos dolores musculares (suele utilizarse para las infiltraciones, pero ingresó en la lista de medicamentos prohibidos en los últimos meses). Mientras el vicepresidente del Santo, Jorge Miadosqui, avisaba que habían más casos iguales, los mismos no demoraron en salir a la luz.

Sebastián Blanco (San Lorenzo), Matías Sánchez (Temperley) y Daniel González (San Martín) fueron algunos de los nombres que aparecieron con el correr de los días. Y ahora la lista continúa ampliándose, ya que le dio positivo a un jugador de Rosario Central por la Copa Libertadores.

Se trata de César Delgado, a quien se le detectó dicha sustancia en el encuentro por la Fase de Grupos que el Canalla disputó ante el River charrúa en el Gigante de Arroyito (ganó el elenco de Eduardo Coudet por 4-1). En dicho encuentro, el Chelito disputó poco más de un cuarto de hora, ya que ingresó a los 29 minutos del complemento para reemplazar al goleador Marco Ruben, que había anotado un triplete.

Ahora restará comprobar si el médico había anunciado el suministro de la medicación en el informe previo, mientras que en las próximas horas la institución rosarina presentará su descargo en la Conmebol y habrá que definir si se le aplica o no una sanción al delantero. Cabe destacar que en caso de tomar dicha determinación, la suspensión se extendería al plano local al igual que lo ocurrido con el atacante de Racing, Brian Fernández, el año pasado.