162
162

Ricardo Echegaray sufrió un nuevo traspié en la Auditoría General de la Nación (AGN). Este miércoles por la tarde, y por tercera vez consecutiva, el titular de dicho organismo volvió a fracasar en su intento por reunir al colegio de auditores. Y lo hizo, otra vez, de la mano del peronismo.

Según confiaron a Infobae fuentes de la AGN, el único auditor que acompañó un rato después del mediodía al ex titular de la AFIP fue Juan Ignacio Forlón, ex presidente del Banco Nación, integrante de la agrupación La Cámpora, presidida por Máximo Kirchner. Ni Vilma Castillo ni Francisco Javier Fernández, los dos auditores que responden directamente al Partido Justicialista, se presentaron en la reunión del colegio, que debía tratar la situación de los contratados hasta mediados de año y el aumento de sueldo para los siete integrantes de la auditoría y para los empleados del organismo.

Los otros tres auditores, los radicales Alejandro Nieva y Jesús Rodríguez, y el massista Gabriel Mihura Estrada, también volvieron a ausentarse: ya habían avisado hace rato que no darán quorum –hacen falta cuatro integrantes para sesionar- hasta tanto no se resuelva la situación procesal de Echegaray.

Esta vez, hubo un clima tenso dentro del edificio de la avenida Rivadavia, en diagonal al Congreso nacional. El sindicato de los empleados de organismos de control coparon el primer piso de la auditoría, donde Echegaray tiene sus oficinas y donde suele sesionar el colegio. Según las fuentes, al menos el bloque peronista habría acordado con el ex titular de la AFIP reunirse el martes que viene -el miércoles es feriado- para definir la situación de los empleados.

Echegaray afronta diversas causas en los tribunales de Comodoro Py. Ayer, el ex director de la AFIP declaró durante más de cinco horas ante el juez Sebastián Casanello en el marco de la ruta del dinero K. Negó haber protegido al empresario K Lázaro Báez, preso en el penal federal de Ezeiza, durante su gestión al frente del organismo recaudador. Según el entorno del funcionario, todavía cuenta con margen político y judicial para resistir el embate oficialista. Habrá que esperar qué decisión toma la nueva conducción del PJ, encabezada por el sanjuanino José Luis Gioja: si acompaña, o no, esa resistencia.